Skip to content

Perspectivas

Historia de un matrimonio: sinfonía del desamor

por José Pisano

30/12/2019

Fotograma de ‘Marriage Story’. Noah Baumbach. 2019

[ALERTA DE SPOILER]

A marriage story (Historia de un matrimonio), es el título de la película dirigida por Noah Baumbach (Nueva York, 1969), estrenada de forma limitada en salas de cine y solo en algunos países, y disponible para ser vista de forma masiva a través de la plataforma Netflix. Con una decena de películas en su haber, Baumbach se ha convertido en uno de los más destacados realizadores del cine independiente norteamericano, particularmente desde que dirigiera en 2005 The squid and the whale (Una historia de Brooklyn), presentada en el Festival de Cine Independiente USA, realizado en Caracas en julio de 2007.

Premiada en los Gotham Awards (destacado galardón que se entrega en Nueva York, como reconocimiento a lo mejor del cine independiente norteamericano), donde se alzó con los galardones de mejor película, actor (Adam Driver), guion (Baumbach) y el premio de la audiencia; ha sido incluida además en la selección de los mejores títulos del año en The New York Times, Time Magazine, Asociación Nacional de Críticos (NBR) y American Film Institute (AFI), entre otros.

Para Critics Choice Awards la película figura entre las más destacadas, siendo finalista en un total de ocho categorías (película, actor, actriz, actriz secundaria, elenco, director, guion original y banda sonora), mientras que para los premios de la Asociación de Prensa Extranjera de Hollywood (los Globos de Oro) compite en los rubros de película dramática, actor drama, actriz drama, actriz secundaria, guion y banda sonora, augurando sin duda convertirse en una de las producciones que podría obtener un importante número de nominaciones en los premios de la academia (Óscar), cuando estas sean anunciadas el lunes 13 de enero de 2020.

Heredera de películas como Secretos de un matrimonio (1974), de Ingmar Bergman; de Annie Hall (1977), de Woody Allen; Kramer vs. Kramer (1979), de Robert Benton; ¡Olvídate de mí! (Eternal sunshine of the spotless mind —2004), de Michel Gondry; o de Blue Valentine (2010), de Derek Cianfrance, entre otras. Historia de un matrimonio aborda el siempre doloroso momento de separación de una pareja cuyo amor se va diluyendo en el tiempo, aflorando las diferencias y conflictos que derivan en las culpas vinculadas con la ruptura final.

Un tema que ha obsesionado a muchos cineastas (durante mucho tiempo fue sin duda uno de los favoritos en la filmografía de Woody Allen), quienes lo han tratado de diversas formas –desde el punto de vista social, cultural y religioso– a partir del significado del vínculo del matrimonio, y desde las complejidades del amor y el desamor, la familia, el abandono de los hijos y los convencionalismos resultando siempre en traumas emocionales mayores o menores para sus protagonistas. (En los años setenta Paul Mazursky también se dedicó a explorar las profundidades y alternativas del motivo).

Adam Driver y Scarlett Johansson interpretan la pareja protagónica del filme: Charlie y Nicole, quienes se embarcan en la historia de un divorcio, donde destaca el equilibrado guion escrito por el propio Baumbach, el cual logra mantener el balance entre ambos personajes, lo que le permite perfilar un final donde ambas figuras resultan culpables y, al mismo tiempo, víctimas de la situación.

Para el actor –nacido en San Diego, California, en 1983–, este trabajo ratifica su talento como intérprete ya demostrado en piezas como Paterson, de Jim Jarmusch, o en Silencio, de Martin Scorsese (ambas de 2016); más allá de su  actuación como Kylo Ren en la última trilogía de la saga Star Wars.

Scarlett Johansson (Nueva York, 1984), logra destacar más allá de su sensual físico, ratificando su talento actoral alcanzado en personajes como los interpretados en La chica del arete de perla (2003), de Peter Webber, Lost in traslation (2003), de Sofia Coppola, o Match Point (2005), de Woody Allen. Para la Viuda Negra del universo cinematográfico de Marvel (la veremos en abril próximo como protagonista absoluta de la película dedicada a ese personaje), su versatilidad y registro emocional devienen herramientas fundamentales para desarrollar el personaje de Nicole.

Basada en experiencias del propio realizador vividas tras separarse en 2013 de su pareja de entonces, la actriz Jennifer Jason-Leigh, pareciera haber encontrado –transcurridos unos años– la calma necesaria para mirar con mayor objetividad las causas que produjeron el naufragio de su matrimonio, con los inevitables conflictos emocionales que esto acarrea, y, encima, con la inevitable asistencia de abogados que en algunos casos se comportan como fieras que conducen a los litigantes a una suerte de campo de batalla donde cada uno intenta arrebatarle al otro los beneficios de dinero, propiedades y hasta custodia de los hijos.

Baumbach, quien como guionista ha desarrollado una destacada carrera (participó junto con Wes Anderson en el desarrollo de importantes proyectos como Life aquatic y Fantastic Mr. Fox), encuentra precisamente en esa objetividad para narrar el proceso de ruptura de la pareja –transmitida de manera sutil y, digamos, muy humana– el gran mérito que hace de Historia de un matrimonio una de las grandes películas de este año.


ARTÍCULOS MÁS RECIENTES DEL AUTOR

Suscríbete al boletín

No te pierdas la información más importante de PRODAVINCI en tu buzón de correo