Crónicas del olvido

Gerbasi en chino

por Alberto Hernández

10/03/2018

1

Vicente Gerbasi también suena en chino. Su discurso en el Acto de Incorporación a la Academia Venezolana de Lengua como Individuo de Número ocupante del Sillón Letra “E”, pronunciado en el Paraninfo de las Academias, fue traducido a la lengua de Confucio por Tang Baisheng, gracias a quien puso todo el empeño para que tal milagro ocurriera cuando era agregado cultural en la Embajada de Venezuela ese país asiático, el poeta y sinólogo Wilfredo Carrizales.

“Reflexiones sobre la Poesía” fue publicado por primera el 30 de octubre de 1989 en Caracas por la Academia Venezolana. El que comentamos es un libro bilingüe en pequeño formato, de tapa y páginas en papel duro, editado por esa delegación venezolana en Pekin en junio de 2003.

2

Ese día, el autor de “Mi padre el inmigrante” y “Los espacios cálidos” dijo:

“La poesía es una ecuación estética en la que van implícitas una gran cantidad vivencial y poderosas ráfagas de intuición creadora. No cabe duda de que en la solución de esta ecuación contribuye la sensibilidad. En ésta radica la posibilidad de ser poeta. Pero la sensibilidad por sí sola no basta. Es necesario ahondarla, depurarla, impregnarla de entusiasmo creador. Y esto se logra mediante el estudio y la mediación, es decir, mediante el trabajo”.

3

Como el chino sólo es un sonido que para este cronista no tiene ningún sentido, me quedo con las palabras, las hermosas palabras, que el poeta de Canoabo dejó caer sobre los sentidos de los presentes aquel 30 de octubre y que constituyó alegría para todo un país, y quien sigue vivo en quienes se acercan a su poesía como un bálsamo, como un regreso a su bella infancia nacional, a los escondrijos de la magia, a la meditación permanente de los bosques.

Un acercamiento a la poesía lo convida en plural a ser parte de una lengua en la que se debaten silencios y correnteras. En su discurso se dejó ver como lo que es en poesía:

“Siempre he dicho que la poesía es un ejercicio trascendental del alma expresado mediante el lenguaje. Ese es mi criterio sintetizado de la poesía. Ahora, este concepto es sumamente complejo, porque habría que comenzar diciendo cómo se forma un poeta. Si es que se forma, porque habría que decir también que el poeta nace. ¿Y de dónde nace? Nace de su propia alma. Y el alma es el ser”.

4

Esta publicación sirve para justificar todo lo que ha sido este hombre que sembró a su país de belleza. esa particular manera de decir de la poesía lo convierte en el maestro que siempre fue: un maestro que supo manejar el adentro de las palabras, el alma humana. El ser.

Su insistencia quedó grabada ese día de octubre en los oídos y sentimientos de los que lo escucharon. Su porfía lo condujo a ratificar que:

“Cuando yo quiero decir que la poesía es un ejercicio trascendental del alma expresado mediante el lenguaje, quiero decir lo siguiente: que un ser que tiene vocación poética, o que nace con ese maravilloso donde de escribir poesía, de hacer poesía, comienza a ser poeta desde el momento en que comienza a ver el mundo, es decir, a ver la naturaleza”.

Los campos de Canoabo, los campos de sus ancestros italianos, el olor del desierto de Israel, el silencio cuantioso de la nieve de Dinamarca, todo esos paisajes en el ojo gramático de este hombre que nunca dejó de vivir en poesía, de escribirla con sus actos y afectos. Por eso sabe lo que dice y cómo lo dice acerca del hacer poético.

Todo el discurso se mueve en ese sentido. Es la poesía que Vicente Gerbasi hizo. Es la poesía que lo navegó, que lo viajó, que lo ensimismó, que lo avivó, que lo detuvo en el tiempo de su eterno silencio mientras sus palabras continúan sonando en nuestro ámbito espiritual, estético y moral.

Que los lectores sigan en sus palabras, en las que faltan de este discurso.

No sé cómo la asimilaría un chino, pero en español esta poesía embarga todo el ser.

¿Cómo se leerá esa cercanía tan humana en ese extraño idioma?


ARTÍCULOS MÁS RECIENTES DEL AUTOR

Suscríbete al boletín

No te pierdas la información más importante de PRODAVINCI en tu buzón de correo