Perspectivas

¿Cuántos venezolanos tienen el carnet de la patria? [Encuesta]

por Eugenio Martínez

Fotografía de Federico Parra | AFP

25/09/2018

La estrategia de registro y control del Estado venezolano continúa avanzando. Según el más reciente estudio de la firma More Consulting[1], el 73% de los venezolanos tienen el carnet de la patria. Las razones para obtener este documento son variadas y van desde “poder tener beneficios como bonos, pensiones o medicamento” hasta acceder al subsidio de la gasolina.

En el estudio se le permite escoger a las entrevistas entre una lista de ocho razones para poseer el carnet de la patria. De este listado, el 18,4% sostiene que lo tiene para poder acceder a bonos económicos, el 14,9% indica que lo sacó exclusivamente porque fue una exigencia del presidente Nicolás Maduro, el 14,3% asegura que lo utiliza como mecanismo para acceder al CLAP, el 13,5% dice que es una herramienta que permite mejorar las políticas públicas y el 13% indica que obtuvo el carnet para “poder tramitar documentos públicos”. Por otra parte, apenas el 10% asegura que tiene el documento para acceder al subsidio de la gasolina.

¿Sólo quienes se dicen chavistas tienen el carnet de la patria?

Según el estudio de More Consulting, el  15,9% de los ciudadanos se definen como “resteados con Maduro”, mientras que el 8,9%, aunque se califican como revolucionarios, optan por autodefinirse como “chavistas, no maduristas”.

En el caso del grupo de quienes se definen como adversarios del Gobierno, el 19,3% asegura que es “opositor, no identificado con la MUD”, mientras que el 8,1% se dice “opositor, resteado con la MUD”.

Entre las opciones dadas por la encuestadora, a los entrevistados se les incluye la categoría “todos los políticos son iguales”. El 47% optó por seleccionar esta etiqueta para definir su orientación política en este momento.

Al realizar el cruce de variables entre los ciudadanos que dicen tener el carnet de la patria con su autodefinición política se concluye que el 97,6% de quienes se dicen chavistas admiten tener este documento, al igual que el 76% de los independientes (“todos los políticos son iguales”) y el 47% de los opositores.

En el caso de quienes se dicen opositores, el 19% dice que obtuvo el carnet de la patria para “poder tramitar documentos públicos”, mientras que el 17,5% sostiene que lo tiene para acceder al subsidio de la gasolina. Por otra parte, el 17%  declara que lo tramitó para acceder a los CLAP y el 11% reconoce que lo usa para tener acceso a beneficios como bonos, pensiones y medicamentos.

En el grupo de quienes se autodefinen como independientes (la mayoría de la población en este estudio de More Consulting), el 19% sostiene que tiene el carnet de la patria para acceder a los beneficios económicos, el 15,3% lo usa para poder recibir los CLAP, el 15% para tramitar documentos públicos, el 14% sostiene que obtuvo el carnet porque lo pidió el presidente y el 10,7% dice que lo usará para poder disfrutar del subsidio a la gasolina.

Entre quienes se dicen chavistas, las razones para tener carnet de la patria son ligeramente diferentes. El 21,8% asegura que obtuvo el documento “porque es una herramienta que permite mejorar las políticas públicas en Venezuela”,  mientras que el 21% lo usa para acceder a los bonos y medicamentos. En este grupo, el 19% asegura que tramitó el carnet exclusivamente porque lo solicitó el presidente Maduro y el 11% dice que le permite recibir los CLAP. En este grupo, apenas el 5% dice que la principal razón para tener el carnet es recibir el subsidio a la gasolina.

¿Los venezolanos avalan el aumento de la gasolina y el subsidio a través del carnet de la patria?

Cuando se valora la decisión de Maduro de aumentar el precio del combustible, el 36,4% de los venezolanos asegura estar “totalmente de acuerdo” con esta medida, mientras que el 20% dice estar “algo de acuerdo”. El grupo que rechaza la decisión se divide entre el 9,5% que dice estar “algo en desacuerdo” y el 25,6% sostiene que está “totalmente en desacuerdo”.

Si estas interrogante se analizan, por autodefinición política resalta que el 67% de quienes se dicen chavistas están “totalmente de acuerdo” con el aumento de la gasolina, opinión que sólo comparten el 22,6% de los opositores y el 28% de los independientes.

En el caso de los opositores, el 21% dice estar “algo de acuerdo”, mientras que el 7,7% asegura estar “algo en desacuerdo” con la medida. En este grupo, el 43,4% asegura estar “totalmente en desacuerdo”.

Entre los independientes, sólo el 25% asegura estar totalmente en desacuerdo con el aumento, mientras que el 12,9% dice estar “algo en desacuerdo”.

Contrario a lo que pudiese suponerse, el eventual subsidio a la gasolina no es el principal incentivo para obtener el carnet de la patria. Sólo el 24% de los venezolanos asegura que tramitaría este documento para recibir de parte del Estado una asignación mensual compensatoria. Incluso, si se valora la decisión de otorgar el subsidio vía carnet, el 50,6% sostiene estar “totalmente en desacuerdo” con esta medida, mientras que el 8,5% dice que se encuentra “algo en desacuerdo”. Entre quienes avalan el subsidio a través del carnet, el 26% dice estar “totalmente de acuerdo” y el 20,6% “algo de acuerdo”.

En el caso del subsidio, sólo el 26% de los entrevistados reconocieron haber asistido al censo de vehículos convocado por el Ejecutivo Nacional.

¿Cuál es la medida económica que consideran más importante los venezolanos?

Entre los anuncios realizados a finales de agosto por el presidente Maduro, el aumento de salario copó la atención de los ciudadanos. El 34% de los chavistas, el 40% de los opositores y el 31% de los independientes aseguran que el aumento del salario mínimo fue la medida más importante. En el caso de chavistas e independientes, la segunda medida más importante fue la asociada con el uso del petro tanto en salario como en precios. Entre los opositores, la segunda medida mas importante fue el anuncio del incremento en el precio del combustible.

¿Los anuncios económicos generaron tranquilidad o miedo entre los venezolanos?

Al valorar los sentimientos de los ciudadanos ante los anuncios económicos de Maduro, existen diferencias significativas según la autodefinición política de los entrevistados. El 66% de los chavistas aseguran que sintieron “felicidad y tranquilidad” después de las medidas tomadas por Maduro.  En este grupo sólo el 11% dice que experimentó miedo, mientras que el 4,6% asegura que las medidas le generaron sentimientos de indignación o rabia.

Entre los opositores, el 44% sostiene que las medidas económicas le generaron “indignación y rabia”, mientras que el 21% habla de miedo. Sólo el 9% sostiene que sintió felicidad y tranquilidad después de los anuncios económicos.

Entre los independientes no existe un sentimiento predominante ampliamente como entre opositores y chavistas. El 24,5% de quienes se dicen independientes sostienen que los anuncios le generaron “indignación y rabia”, mientras que el 24% habla de “felicidad y tranquilidad” y el 24,9% sostiene que sintió “miedo”. El resto de los entrevistados declinó responder o indicó que los anuncios les generaron otro tipo de sentimientos diferentes a la indignación, felicidad o miedo.

¿Maduro es bien valorado después de los anuncios?

La valoración positiva a la gestión de Nicolás Maduro experimentó un leve repunte después de los anuncios económicos de agosto, especialmente en el segmento que antes de las medidas definía el desempeño presidencial como regular  hacia malo y después de los anuncios comenzó a catalogarlo positivamente.

Según el estudio de More Consulting, el 8,7% de los venezolanos describen como “excelente” la gestión de Maduro, mientras que el 14,9% asegura que es “bueno” y el 18,3% sostiene que la gestión es “regular hacia buena”.

El grupo de venezolanos que valora negativamente la gestión de Maduro se compone de la siguiente forma: el 36,6% dice que es “pésima”, el 11,2% la describe como “mala” y el 10,3% sostiene que es “regular hacia mala”.

Si la valoración de gestión se analiza, por autodefinición política aparecen diferencias significativas entre la opinión que tienen quienes se dicen chavistas con aquellos ciudadanos que se definen como opositores e independientes.

Entre el grupo de quienes se dicen chavistas, el 31,5% asegura que la gestión de Maduro es “excelente” y el 37,4% la describe como buena. En este grupo, el 23,9% señala que la gestión es “regular hacia buena”.

Entre los independientes, sólo el 1,9% asegura que la gestión es excelente, mientras que el 10% la describe como “buena” y el 23% dice que es regular hacia buena. Entre los independientes, el 36,9% dice que la gestión del presidente es “pésima”, el 13% habla de que es “mala” y el 14,9% la describe como “regular hacia mala”.

En el grupo de quienes se dicen opositores, el 65,7% describe la gestión de Maduro como “pésima”, el 17% habla de que es “mala” y el 9,2% asegura que el desempeño del jefe de Estado es “regular hacia bueno”.

***

[1] Estudio nacional con una muestra aleatoria de 1.361 casos, margen de error ±2,66% desde el 23 al 29 de agosto de 2018, respetando los pesos por regiones, género y  rangos de edad del Registro Electoral.


ARTÍCULOS MÁS RECIENTES DEL AUTOR

Suscríbete al boletín

No te pierdas la información más importante de PRODAVINCI en tu buzón de correo