Skip to content

TestimonioSe busca inmunosupresor

Libardo Laurens: Tomo medicinas vencidas para tratar de salvar mi hígado

por Yorman Guerrero

Fotografía de Roberto Mata

04/07/2018

“En 1999 fui diagnosticado con cirrosis hepática causada por el Síndrome de Budd-Chiari (coágulos de sangre obstruyen las venas que drenan el hígado). Me trasplantaron en 2003. Después conseguía los inmunosupresores en el Seguro Social. Hacían un trabajo perfecto. Pero eso cambió. En la Fundación Amigo del Enfermo Hepático, los pacientes empezaron a denunciar que el Seguro Social les entregaba medicamentos de marcas diferentes a las que usaban al principio del tratamiento. Los médicos recomiendan consumir siempre el mismo inmunosupresor, sea genérico o de marca original. No se trata de que sea más caro o más barato. Muchos pacientes llamaban al médico y les decían: ‘Doctor, ahora no me están dando CellCept, me están dando otra marca’. Y los médicos respondían: ‘No te lo tomes, no puedes’. Ahora recomiendan tomar hasta los medicamentos vencidos. Entre no tomar nada y tomar un medicamento vencido, por lo menos hay un chance de salvar el órgano. Por ejemplo, yo debo tomar Micofenolato Sódico (Myfortic), pero como no hay en el Seguro Social el doctor me recetó Micofenolato Mofetil hasta que pueda retomar el Myfortic. Desde que me trasplantaron se habían presentado intermitencias, pero nunca a este nivel. El cambio de la marca no ha tenido incidencia en mi cuerpo, pero los médicos dicen que debo hacerme los exámenes para ver la respuesta después de 15 o 20 días. El problema es que los exámenes son muy costosos”.

Libardo Laurens es abogado. Trasplantado de hígado desde hace 12 años. 

***

Este testimonio forma parte del especial Se busca inmunosupresor. Haga click en la imagen para ver el especial:


ARTÍCULOS MÁS RECIENTES DEL AUTOR

Suscríbete al boletín

No te pierdas la información más importante de PRODAVINCI en tu buzón de correo