Skip to content

Perspectivas

15 de diciembre de 1999: el día en el que se aprobó la Constitución

por Carlos García Soto

15/12/2019

Fotografía de JORGE UZON / AFP

El 15 de diciembre de 1999, en plena “tragedia de Vargas”, se celebraría el referendo aprobatorio de la Constitución de 1999.

Perdía su vigencia la Constitución de 1961, la Constitución de más larga vigencia en nuestra historia repleta de Constituyentes y Constituciones. Esa Constitución de 1961 permitió la dinámica política durante varias décadas de alternancia pacífica en el ejercicio del poder, que nunca habíamos tenido, y que luego no hemos vuelto a tener.

La Constitución de 1961 no preveía la Asamblea Nacional Constituyente como un mecanismo institucional para reformar la Constitución. Pero la ANC había sido la principal oferta política del entonces candidato Chávez, que la prometió como un instrumento para “refundar” el Estado venezolano.

Sin embargo, algunos Poderes Públicos y parte de la opinión publica venezolana allanaron el camino para que pudiera ser convocada la ANC aun al margen de la Constitución de 1961, como hemos narrado aquí en Prodavinci. La entonces Corte Suprema de Justicia dictó unas confusas sentencias en las que daba a entender que la soberanía popular estaba por encima del principio de la supremacía constitucional. El entonces Consejo Supremo Electoral avaló la interpretación de la Corte Suprema. El 21 de enero de 1999, el diario El Nacional interpretó las sentencias mediante un titular que decía: “No es necesario reformar la Constitución para convocar el referéndum”.

Una muestra de la arbitrariedad del proceso constituyente de 1999, entre otras, fue que debido al sistema de postulaciones que se diseñó en esa oportunidad, si bien los candidatos que eran apoyados por el entonces presidente Chávez (el denominado Polo Patriótico) sumaron un total de 65 % de los votos de los electores, obtuvieron un total de 125 de los 131 miembros a la ANC. Los candidatos que no estaban agrupados en torno al Polo Patriótico lograron un 22,1 de los votos, pero debido a ese sistema de postulaciones, sólo un total de 6 de los 131 miembros a la ANC.

Lo dramático del proceso constituyente de 1999 no fue solo que dio lugar una Constitución centralista, presidencialista, militarista y restrictiva de los derechos económicos, sino que fue utilizado como un instrumento para realizar elecciones y designaciones de Poderes Públicos, ahora con el entonces Presidente Chávez en su cenit de popularidad, lo que permitió prácticamente la toma total del control del Estado venezolano. Por solo señalar un ejemplo, el Congreso electo hacia octubre de 1998 fue disuelto, y en su lugar fue electa la Asamblea Nacional en 2000, pero ahora con la mayoría del MVR asegurada.

La mayoría del país se había entregado a ese liderazgo, y el 15 de diciembre el pueblo aprobó la Constitución de 1999.

En ese proceso electoral del 15 de diciembre de 1999 asistirían 4.819.786 electores, lo cual implicó un porcentaje de abstención de 54,74%. De ese número de electores, votó a favor de la aprobación de la nueva Constitución un número de electores equivalente a 71,37 %, es decir, 2.982.395 votos a favor. Votaron en contra de la aprobación de la Constitución un total de 1.196.146 electores, equivalente a 28.63 %.

Son muchas las lecciones que cabe aprender de ese proceso constituyente de 1999. Quizá una de las más importantes es la necesidad de recordar con frecuencia la suerte que podemos correr cuando nos entregamos a un supuesto redentor.


ARTÍCULOS MÁS RECIENTES DEL AUTOR

Suscríbete al boletín

No te pierdas la información más importante de PRODAVINCI en tu buzón de correo