Blog de José Ignacio Hernández

Sobre la reforma curricular en Venezuela; por José Ignacio Hernández G.

Por José Ignacio Hernández G. | 12 de diciembre, 2016

blog_jose_ignacio_hernandez_plan_educativo_640416cc

En la Gaceta Oficial N° 41.044 del pasado 2 de diciembre, el Ministerio del Poder Popular para la Educación publicó las Resoluciones N° 0142 y 0143, que modifican el currículo educativo.

La Resolución N° 0142 reguló el proceso de transformación curricular de la educación media general, únicamente en la modalidad de jóvenes, adultos y adultas. Por su parte, la Resolución N° 0143 establece los lineamientos para la “transformación curricular en todos los niveles y modalidades”. Esto es, la Resolución define el procedimiento por medio del cual, a través del año escolar 2016-2017, deberá implementarse la reforma general de la educación en Venezuela. A pesar de que su ámbito es general, la Resolución adelantó el cambio del plan de estudio del nivel de educación media.

Más que analizar el detalle de estos cambios, me interesa explicar (i) qué fue lo que decidió el Ministerio; (ii) por qué se implementaron esas decisiones; (iii) cómo esos cambios deben ser adoptados; (iv) cuál es el nuevo plan de estudios de la educación media, y, por último, explicar (v) por qué estamos ante un cambio curricular que viola la Constitución.

¿Qué fue lo que se decidió?

En las Resoluciones N° 0142 y 1043, el Ministerio del Poder Popular para la Educación adoptó tres decisiones: (i) definió el procedimiento a través del cual deberá adelantarse la transformación curricular en todos los niveles y modalidades de educación; (ii) implementó la modificación de la modalidad especial de educación de jóvenes, adultos y adultas y (iii) adelantó el nuevo plan de estudio del nivel de educación media general (que conduce al título de bachiller).

¿Por qué se implementaron esas decisiones?

Estas tres decisiones forman parte de la Consulta Nacional por la Calidad Educativa, sobre la cual publiqué, aquí en Prodavinci, un análisis.

Resumiendo un tema muy complejo, puedo señalar que la Consulta Nacional tiene por objeto analizar las necesidades y cambios de la educación en Venezuela, pero con un propósito específico: adecuar esa educación al Plan de la Patria. Por esto, ese Plan se cita en las dos Resoluciones dictadas por el Ministerio, las cuales insisten en la necesidad de que la educación promueva la “construcción de una sociedad igualitaria y justa”.

Más allá de las palabras —que se manipulan, con la intención de esconder el verdadero propósito de la reforma— esto significa que la educación debe cambiar para que sea una educación para el socialismo, como este se define en el Plan de la Patria.

En el pasado, el Gobierno trató de presentar a la Consulta Nacional como una propuesta técnica. Esto, eliminó inicialmente toda mención al Plan de la Patria de esa Consulta, como expliqué en Prodavinci.

Pero el Plan de la Patria volvió en las Resoluciones N° 0142 y 0143, y con él, el verdadero propósito de la propuesta de cambio curricular: adecuar la educación venezolana al modelo socialista, como este fue definido en el Plan de la Patria, el cual —erradamente— ha sido considerado una Ley.

¿Cómo estos cambios deben ser adoptados?

El caso de la modalidad de jóvenes, adultos y adultas, el cambio curricular ya implementado en la Resolución N° 0142, será efectivo en un año. Mientras tanto, mantendrá su vigencia el plan de estudios anterior, de 1987.

En el caso de los lineamientos para la transformación curricular, la Resolución N° 0143 ordena continuar con la Consulta Nacional, especialmente a través del Consejo Educativo, para evaluar los cambios curriculares que se incorporarán al finalizar el año 2016-2017.

Sin embargo, dentro de esos lineamientos, la citada Resolución N° 0143 ya adelantó el nuevo plan de estudios del nivel de educación media general (Artículo 8). En los establecimientos públicos, ese cambio regirá de inmediato; en los centros educativos privados, estos podrán diferir la aplicación del nuevo plan de estudios hasta el próximo año escolar (2017-2018).

Esto significa que, salvo los cambios del plan de estudios del nivel de educación media general en establecimientos públicos, el resto de cambios contenidos en las citadas Resoluciones no es de aplicación inmediata. Esto es importante, pues al menos durante el presente año escolar estos cambios no serán efectivos.

¿Cuál es el nuevo plan de estudios de la educación media?

La Resolución N° 0143 establece un nuevo plan de estudio para el nivel de educación media general, en dos modalidades de turno integral y medio turno. Tal y como ya había adelantado el Ministerio en un documento de septiembre de 2015, el principal cambio consiste en abandonar el plan basado en asignaturas, para pasar a un plan basado en “áreas de formación”. Con ello, según explicó el Ministerio en el documento citado, se pretende una formación más integral, que potencie la capacidad creativa. Para esto, la Resolución insiste en la definición de unos “referentes éticos”. Algunas de esas áreas serán comunes, mientras que otras podrán ser seleccionadas de acuerdo con la vocación de los estudiantes.

Para los establecimientos públicos este cambio es ya una realidad. Los centros privados, por el contrario, pueden decidir implementar este cambio para el próximo año.

Esto revela un desorden importante en el Ministerio del Poder Popular de la Educación: ¿tiene sentido cambiar el plan de estudio, cuando ha avanzado el año educativo 2016-2017? Para los centros privados esto es suficiente para diferir la aplicación de este plan para el año siguiente.

¿Por qué este cambio es inconstitucional?

Al analizar las dos Resoluciones, no podemos caer en el error de ver el árbol y no ver el bosque. No niego que algunos de estos cambios, desde un punto de vista educativo, puedan tener sentido. Quizás sea mejor que la educación media se imparta por áreas y no por asignaturas. Pero esto no es lo importante, ni lo que debería llamar nuestra atención.

Lo importante es que las dos Resoluciones comentadas insisten en la “ideologización” de la educación, al pretender convertir a esta en un instrumento para el socialismo, según ese socialismo es regulado en el Plan de la Patria.

Basta leer las Resoluciones, y en especial, el citado documento del 2015, para comprobar esa ideologización, que es violatoria de la Constitución y, más todavía, del derecho preferente de los padres a la educación de sus hijos, como ya he señalado aquí en Prodavinci.

Así, en la Resoluciones no solo se invoca al Plan de la Patria, sino que se insiste en que la educación debe orientarse al “fortalecimiento del Sistema Productivo Nacional”. O sea, al fortalecimiento del sistema productivo socialista, basado en controles arbitrarios e inconstitucionales.

De igual manera, en el documento de 2015, en el cual el Ministerio adelanta el detalle de lo que sería el nuevo plan de estudio, se evidencia esta “ideologización”:

—Se promueve el reconocimiento de los nuevos “espacios geográficos”, como las comunas y los consejos comunales. Es decir, que frente a la división político-territorial establecida en la Constitución de 1999, el nuevo plan de estudio vincula la educación al Estado Comunal, cuyo único propósito es el socialismo.

—En el estudio de los modelos de producción, se contrapone el capitalismo con el socialismo, que lleva a una sociedad igualitaria (tal y como lo prevé el Plan de la Patria). Por supuesto, no falta la mención a la revolución cubana y la revolución pacífica en Venezuela.

—El plan enseña que en 1999 nació la Quinta República, en contraposición con la Cuarta República, calificada de oligárquica.

—En tal documento se reivindica al Plan de la Patria, junto a la Constitución y la Ley Orgánica de Educación, como uno de los fundamentos de la reforma, en lo que se define como “mandatos del poder popular”.

La figura de Chávez está, por supuesto, presente. El nuevo plan de estudio incluye analizar el “legado histórico del Presidente Hugo Rafael Chávez Frías”. Dentro de la bibliografía comentada, se incluye su Libro Azul.

Las dos Resoluciones comentadas, y en especial, el nuevo plan de estudio propuesto para la educación media, demuestran que el Gobierno persiste en su intención —inconstitucional— de convertir en la educación en un instrumento para la construcción del socialismo. Esto demuestra el contenido totalitario de esta propuesta, que desconociendo que la educación no está condicionada políticamente, como dispone el Artículo 102 constitucional, pretende imponer la educación por y para el socialismo.

Irónicamente, en el documento citado del Ministerio —como también se reflejan en las Resoluciones— se insiste que estas reformas quieren promover una educación crítica, especialmente, para que el adolescente exprese su propio pensamiento.

La realidad es otra: con estas reformas, como en general sucede con la Consulta Nacional, el Gobierno quiere que los estudiantes solo piensen como el Gobierno quiere que piensen: por y para el socialismo.

José Ignacio Hernández G.  José Ignacio Hernández es abogado venezolano, Doctor en Derecho de la Universidad Complutense de Madrid y Profesor de la UCV y UCAB. Puedes seguirlo en Twitter en @ignandez

Comentarios (2)

Sheyla Falcony
13 de diciembre, 2016

UN SALTO AL VACIO

Saltar al vacío , es igual a disfrazarse de “DON JACTANCIO”..es decir, aquél individuo pretencioso que un día le preguntó a su mejor amigo..¿ Verdad Barbarito que mi Señora se viste muy bien ?..y su compadrito del alma le respondió..¡ Perdone Ud. compadrito, pero recuerde que aunque la mona se vista de seda , mona se queda !!!.. ASI SE VISTE HOY.. UN PROGRAMA Y UN CAMBIO CURRICULAR DE EDUCACION BASICA Y MEDIA en nuestro País, …..o sea muy Jactancioso y vacío……………………( Disculpe profesor Hernández, pero escribí lo primero que me llegó al chip de mi cerebro .) Sheyla 13-12-2016….

José Benedetto
13 de diciembre, 2016

Excelente análisis.

Envíenos su comentario

Política de comentarios

Usted es el único responsable del comentario que realice en esta página. No se permitirán comentarios que contengan ofensas, insultos, ataques a terceros, lenguaje inapropiado o con contenido discriminatorio. Tampoco se permitirán comentarios que no estén relacionados con el tema del artículo. La intención de Prodavinci es promover el diálogo constructivo.