#Numeralia

¿Qué nos dice la historia de recesiones económicas en Venezuela sobre nuestro futuro?

Por Anabella Abadi y Daniel Raguá | 31 de julio, 2015

BLOG_NUMERALIA_recesión_30072015_640a

La economía venezolana entró en recesión desde el primer trimestre de 2014, cuando el precio del petróleo rondaba los US$ 100 por barril, algo que muestra indicios de que la caída de los precios del crudo desde finales de 2014 podría profundizar la recesión en 2015.

Bajo estas condiciones, resulta relevante revisar tanto cómo ha sido el contexto como el desenvolvimiento de otras recesiones de la economía venezolana, en especial la recuperación.

1. ¿Cómo han sido y cuál ha sido el contexto de las recesiones? Entre 1958 y 2014, Venezuela registró 13 años de recesión: 8 en la mitad del siglo XX y 5 en lo que va del siglo XXI. Vale decir que las primeras recesiones se registraron en la década de los años ochenta y durante los últimos 16 años (1999-2014) se han registrado 6 años de recesión.

De los 13 años de recesión económica registrados, los peores episodios sucedieron en 2002, 1989 y 2003, cuando las tasas de decrecimiento fueron de 8,9%, 8,6% y 7,8%, respectivamente. En contraste, los años de menor decrecimiento fueron 1996, 1981 y 1984, con 0,2%, 0,3% y 1,4%, respectivamente.

image1

El origen de las recesiones en Venezuela ha tenido fuentes diversas. En algunas ocasiones han estado ocasionadas por la caída de los precios del petróleo, en otras han estado asociadas a inestabilidad política y social, y en otras a procesos de ajustes económicos, ocasionados por el desgaste de modelos económicos previos.

Entre 2002 y 2003 (dos de los tres peores años de recesión económica) hubo una significativa inestabilidad política y el paro general de actividades económicas. Por su parte, 1989 es el año de la rebelión civil conocida como El Caracazo, y un año en el que se llevaron a cabo importantes ajustes económicos por los fuertes desequilibrios que arrastraba la economía desde 1983 debido al establecimiento de un control de cambios y de controles de precios.

Las recesiones entre 1980 y 1985 estaban asociadas al deterioro de las expectativas y a una serie de medidas económicas que buscaban reducir las distorsiones de un modelo económico heredado desde los años setenta que se hizo insostenible, caracterizado por un aumento notable de gasto público y una política de controles de precios que habían deteriorado al sector productivo nacional. Entre las medidas de ajuste más notables destacaban las múltiples devaluaciones de la moneda.

La recesión entre 2009 y 2010 es el ejemplo más evidente de una crisis asociada con una caída abrupta de los precios del petróleo. Entre 2008 y 2010 el precio del petróleo cayó de un promedio anual de US$86,5 por barril a US$57, un descenso cercano al 30%. Y si bien en 1999 el promedio anual del precio del crudo aumentó, el año previo había caído 35,5% y se mantuvo cayendo durante casi la mitad de 1999.

image2

Haga click en el gráfico para ver en tamaño completo.

2. ¿Qué tanto demora la economía venezolana en recuperarse? Al analizar las recesiones a nivel trimestral desde 1998, en el Gráfico 2 se observa que la recesión del período 2002-2003 fue la más profunda y la que (hasta ahora) ha durado más períodos, siendo también la más vertiginosa. Esta recesión se mantuvo durante siete trimestres, llegando a decrecer 26,7% en un trimestre y alcanzando una acelerada recuperación, capaz de crecer 36,1% en un trimestre.

Las otras recesiones han sido menos profundas y más cortas. Entre 1998 y 1999, la recesión duró seis trimestres, llegando a decrecer 8,9% en su peor trimestre. Y la recuperación fue modesta, creciendo a un ritmo entre 2% y 3% los siguientes trimestres. La recesión entre 2009 y 2010 duró seis trimestres, decreciendo 5,8% en su peor trimestre, mientras que la recuperación fue más volátil, oscilando entre 0,5% y 4,8% en cada trimestre.

En cuanto a la recesión actual, poco se sabe de cuánto se ha profundizado en 2015. Ya para 2014 el decrecimiento trimestral oscilaba entre 2,3% y 4,9%, pudiendo decrecer en el año alrededor de 4%. Bajo estas condiciones, es posible esperar que en 2015 (dada la caída del precio del petróleo) el decrecimiento de la economía esté al menos alrededor de un 4%. En este sentido, si la recesión en 2015 se mantuviese durante los cuatro trimestres del año, la recesión 2014-2015 sería la más larga en los últimos 16 años, superando en duración a la de 2002-2003 con ocho trimestres en decrecimiento.

image3

Haga click en el gráfico para ver en tamaño completo.

3. ¿Hay relación alguna entre los niveles de recesión y de inflación? Con excepción de 1983, los años de recesión han venido acompañados por inflaciones de al menos dos dígitos. Incluso: en 1996 se registró una inflación de tres dígitos. Sin embargo, no hay una clara relación entre las magnitudes de recesión e inflación.

Como se observa en el Gráfico 3, los niveles de recesión y de inflación no van de la mano. Mientras que en 1996 se registró la menor de todas las recesiones, también se registró la mayor inflación interanual que hasta ahora se ha registrado en la historia del indicador. En contraste, en 2002 y 2003, períodos de fuerte recesión, se registraron tasas de inflación inferiores al promedio.

image4

Haga click en el gráfico para ver en tamaño completo.

4. ¿Hay relación alguna entre las recesiones y los niveles de pobreza? Si se excluyen los datos extremos correspondientes a 1983, 1994 y 1996, hay una correlación lineal de 91,1% entre la magnitud de las recesiones y los niveles de pobreza general de la economía. Es decir: si bien no hay una relación de causalidad definida, es indudable que los años de mayor decrecimiento económico coinciden con los años de mayor pobreza. Además, las recesiones implican la reducción de puestos de trabajo, lo que muy posiblemente aumenta en algún grado la pobreza.

image5

Haga click en el gráfico para ver en tamaño completo.

5. ¿Qué esperar en los que queda de 2015? Parece haber un acuerdo generalizado de que Venezuela cerrará 2015 en recesión, aunque no hay acuerdo en la magnitud del decrecimiento. Hasta mediados de 2015, el Banco Mundial hablaba de una caída de 2%, la Cepal de una caída de 3,5% y el FMI de una caída de 7%. Además, los precios relativamente bajos del crudo dificultarán la recuperación económica del país.

Ya desde 2013, cuando la economía creció 1,3%, Venezuela registraba la inflación más alta del mundo. En general, los estimados para 2015 superan con creces el 100%, con lo que Venezuela registraría la inflación más alta de su historia (un registro que hasta ahora corresponde al 103,2% de 1996) y sería el país con mayor inflación del mundo por tercer año consecutivo. Según estimados de ODH Grupo Consultor, dependiendo de cómo varíen las condiciones económicas en lo que queda de año, la inflación podría ubicarse entre 167% y 270%.

Aunque el INE no publica las cifras de pobreza de 2014, la Encuesta sobre Condiciones de Vida (Encovi) aplicada por las Universidades Católica Andrés Bello (UCAB), la Universidad Central de Venezuela (UCV) y la Universidad Simón Bolívar (USB), arrojó un nivel de pobreza por el método de la Línea de Ingreso de 48,4% para 2014. Aún más: en la presentación de los resultados se precisó que:

“2 años de recesión social 2013-2014 nos ha hecho retroceder lo que se había mejorado gracias al boom petrolero de 2004-2008. La situación social, medida por los niveles de pobreza de ingreso, nos aproxima a la que tuvimos en nuestros peores años (1989, 1992 y 2003). Lo más preocupante es que las consecuencias sociales de la recesión sólo están comenzando”.

Anabella Abadi y Daniel Raguá 

Envíenos su comentario

Política de comentarios

Usted es el único responsable del comentario que realice en esta página. No se permitirán comentarios que contengan ofensas, insultos, ataques a terceros, lenguaje inapropiado o con contenido discriminatorio. Tampoco se permitirán comentarios que no estén relacionados con el tema del artículo. La intención de Prodavinci es promover el diálogo constructivo.