Blog de Angel Alayón

Confesiones de una bachaquera; por Ángel Alayón

Por Angel Alayón | 8 de agosto, 2015
Omar Salas (5 de 16)

Imagen de la serie Tiempos habanísticos, de © Daniel Loaiza. Para verla completa haga click en la imagen.

A principios de diciembre de 2012, Oriana* recibió una llamada de su madre desde San Juan de Lagunillas, un pueblo pequeño que queda a cuarenta minutos en carro de la ciudad de Mérida: “Aquí no se consigue nada. Después de las elecciones dejaron de mandarnos cosas”.

Oriana entendió la queja de su mamá como una oportunidad. Empezó a recorrer establecimientos comerciales en Caracas para comprar lo que más escaseaba en San Juan de Lagunilllas: harina precocida de maíz y de trigo, aceite, papel toilet… le tocó hacer colas y recorrer la ciudad varias veces, pero pudo llenar la maleta de su carro y emprender el viaje hacia Los Andes.

Tenía miedo de que la pararan en las alcabalas, pero una estrategia le sirvió de salvoconducto: detenía su carro ante la alcabala y le preguntaba a los guardias, antes de que ellos pudieran abordarla: “Buenas tardes. ¿Barinas queda derecho?” Y los guardias no tardaban en contestar: “Sí, mi amor. Siga derecho.”

La venta fue un éxito. Puso una mesita en la puerta de la casa con los productos y todo se vendió en menos de tres días. Oriana repitió el viaje durante el carnaval de 2013 y las vacaciones de agosto. La gente del pueblo hacía encargos y ella los atendía. Todo iba bien, pero su actividad comercial pronto tuvo un giro inesperado: un amigo le contó que conocía a alguien que tenía tres años viajando a Cuba desde Venezuela para vender lentes y que le estaba yendo muy bien. “Ahí mismo me puse a averiguar. Llamé a una amiga cubana que vive en Miami quien me puso en contacto con un familiar en La Habana y me confirmó que allá había una oportunidad de negocio, pero que todo debía venderse barato”.

Oriana llamó a la señora cubana y ella le dijo que con gusto la recibiría. También le contó el tipo de cosas que podría vender en la isla, en especial en la zona donde ella reside: Guanabacoa, conocida como “la cuna de los santeros”.

El primer viaje de Oriana lo hizo por CONVIASA en julio de 2013. Llegó como turista y no tuvo ningún problema en inmigración. Sus anfitriones la esperaron en las afueras del aeropuerto y tomaron un taxi (no oficial) hasta la casa. No le cobraron alquiler, pero ella compró toda la comida mientras estuvo allí. Los de la casa le dieron tres consejos para sobrevivir en Cuba: que no confiara en la gente, que se cuidara de los hombres que sólo buscaban una oportunidad para salir de Cuba y que no hablara de política. “Las paredes tienen oídos”.

Los productos se agotaron rápido: vendió cholas, ropa interior, camisetas de damas, franelas, pasta de dientes, jabón y champú; todo lo vendió en pesos convertibles que cambiaba en el mercado negro a una tasa de 1 peso convertible por 1 dólar. La pasta de dientes la vendía a 3 US$ el tubo de 150 gramos, cuando en Venezuela le costaba 20 bolívares. El desodorante en aerosol lo vendía también en tres dólares. La tasa de retorno era extraordinaria y el viaje fue un éxito financiero: había ganado 300 US$.

“El único problema que he tenido en este negocio fue cuando me involucré sentimentalmente con un cubano. El tenía un Cadillac del 42 y me hacía el servicio de transporte. Él me llevó a la playa, en Varadero, y empezó a echarme los perros. Era un tipo serio y de bonitas facciones. Nuestra relación fue muy buena durante un par viajes, pero en el momento en que se enteró de que había llegado a Cuba con tres personas que iban a raspar el cupo se desató su ambición y empezó a cobrarme por todo… y caro. El último día del viaje faltaban por raspar 1.500 dólares y ya no teníamos tiempo, por lo que decidimos comprarlo en cerveza. Compramos 80 cajas y él se las llevó a su casa. Acordamos que vendería cada una de las caja de 24 botellas en 20 dólares. Al mes siguiente me tocaba recoger el dinero y ahí fue cuando me dijo que pudo vender las cajas de cerveza en 16 dólares cada una, en lugar de los 20 que habíamos acordado. Me había engañado y terminé con él”

Oriana ha hecho veinte viajes de negocio a Cuba desde agosto de 2013. Las ganancias por viaje oscilan entre 500 y 800 dólares. El último viaje fue en abril de 2015. Desde esa fecha no ha podido conseguir pasaje. Sus clientes le escriben desesperados, pero ella no puede atenderlos. Mientras tanto, va acumulando ciertos productos por si acaso encuentra pasaje para una próxima vez.

¿Tú te consideras bachaquera?
Sí, porque bachaquero es quien compra productos regulados y los revende. Y yo revendo. Aunque no sólo productos regulados: yo también compro productos a mayoristas como cualquier comerciante.
¿Y algún día te gustaría dejar de bachaquear?
No quisiera hacer más bachaqueo. Yo lo que soy es comerciante, pero el bachaqueo seguirá mientras haya productos regulados: uno vende lo que la gente necesita.

///

* Oriana no es el nombre verdadero de la testimoniante: ha sido cambiado según su petición.

*******

LEA TAMBIÉN: ¿Qué castigo se está aplicando contra los ‘bachaqueros’ en La Victoria y Puerto Cabello? Haga click en la imagen.

bachaquero4

Angel Alayón es economista. Puedes leer más textos de Angel en Prodavinci aquí y seguirlo en twitter en @angelalayon

Comentarios (50)

Cristian Uzcátegui
8 de agosto, 2015

Hay que repetirlo hasta el cansancio, los bachaqueros no son una causa del problema que vivimos, son una consecuencia de vivir en una economía de guerra.

Aquí les expongo algunas causas, para que le pongamos nombre y apellido a las cosas: precios regulados (baratos) + depresión económica (inflación alta y escasez crónica, improductividad, devaluación monetaria) + falta de oportunidades laborales y salarios bajos + control cambiario (escasez de divisas) + anomía social (corrupción,falta de instituciones, perdida o desapego hacia las normas y las expectativas sociales). A mi parecer esa es la relación básica de la aparición del contrabando y el comercio ilegal. Quién no lo quiera entender así, vivirá perennemente con el esquema falso de una guerra económica anidando en su cabeza…

thomas
8 de agosto, 2015

Casi me hace llorar esta mujer tan sacrificada por los demás.

Claudia
8 de agosto, 2015

Con personas como ella no se construye un mejor país. No serán la causa pero si empeoran el problema. Son personas que les gusta obtener dinero sin trabajar, aprovechándose de la necesidad de los demás.

maria carnicero
8 de agosto, 2015

Esta mujer no es una bachaquera, si le dieran la oportunidad sería una emprendedora.

Anticorrupción
9 de agosto, 2015

Se democratizó la corrupción y el bachaqueo es una de las expresiones de este proceso de podredumbre donde la impunidad perpetua el delito, es la nueva sociedad la que cambio el capitalismo salvaje por el jalabolismo aun mas salvaje, vemos como los que tienen los privilegios defienden veementemente el sistema sin importar las consecuencias , aun a sabiendas del daño irreversible que causan, es una sociedad de cómplices por acción y por omisión

Mariana
9 de agosto, 2015

Justificar el bachaqueo es igual que justificar a un ladrón, porque “roba para mantener a su familia” o a un corrupto porque “lo pusieron donde había”. Esas “ligerezas” son las que tienen este país como está, y no es exclusiva de una tendencia política o de una clase social.

Como dice la sra Claudia, si queremos un país diferente tenemos que dar lo mejor de cada uno y dejar de aprovecharnos de cada situación.

Si seguimos tolerando, justificando y aupando estas conductas delictivas, criminales, ni que venga el mismísimo Papadios este país se arreglará

Milton Torres
9 de agosto, 2015

Tiene razón Cristian , los bachacos o bachaqueros son consecuencia de erradas medidas económicas de este “gobierno”. Y como dice Maria Carnicero , en una economía de Mercado , esta señora sería una empresaria o comerciante independiente .

Eduardo Suñer
9 de agosto, 2015

El querer ser comerciante es Legal,en este cuento lo que queda mal es que la protagonista realiza sus viajes a costillas de los dollares preferenciales que otorga el gobierno para placer y no para negocios.En cierta medida es tan corrupta como muchos personeros del gobierno que tanto criticamos…

lars
9 de agosto, 2015

No veo por qué le caen encima a esta señora. Es una simple vendedora que aprovecha los diferenciales de precio de un mismo producto en diferentes contextos. Ella misma cuenta cómo la esperan alla en Cuba, es decir, está ayudando a cubrir una necesidad, se podría decir que hasta le hace un favor a los cubanos. Compra, vende y saca una ganancia. Es lo que hace cualquier vendedor. Es lo que hacen en las bolsas de valores de todo el mundo. ¿Que si se trata de una distorsión? ¿Que si es contrabando? Eso se lo dejo a los especialistas. En todo caso no veo que ella haga nada distinto a cualquier vendedor. Es una simple comerciante.

adatza
10 de agosto, 2015

no se les critica q compren y revendan y obtengan un margen de ganancia del treinta por ciento, sino q los productos q revendes lo vendes a precios exorvitantes del triple hasta mas de lo que le costo como es posible que un paquete de pañales de 20 unidades q cuesta cien bolivares lo vendan en mil bolivares eso a mi no me parece justo eso no es comercio es robo y sin pistola

Luis Sosa
10 de agosto, 2015

Lo que hacen los bachaqueros es igual a los que reciben dolares de cadivi a 6,30 y los venden a /00. Emprendedor es que inventa algo productivo que genera bienestar y riqueza. Los bachaqueros son simplemente unos malandros aprovechadores.

ESPERANZA
10 de agosto, 2015

LLAMENLO COMO LO LLAMEN ENTONCES SIEMPRE HA EXISTIDO EL BACHAQUERISMO, RECUERDO HACE 23 AÑOS, YO COMPRABA EN CUCUTA PERFUMES Y RELOJES Y LOS VENDIA AQUI, Y AQUI MISMO COMPRABA ZAPATOS Y LOS REVENDIA, ENTONCES ERA BACHAQUERA?? QUE ESTUPIDEZ, AHORA COMO NO PRODUCIMOS UN CARAJO SI ES MALO, ANTES NO, QUE ARRECHO, SOY PROFESORA, PERO ME PONGO EN EL LUGAR DE QUIENES NO TIENEN TRABAJO Y TIENEN QUE MANTENER UNA CASA, UNOS HIJOS, YO TAMBIEN LO HARIA SI ME TOCARA, LO HICE HACE 23 AÑOS Y YA TRABAJABA EN EL MINISTERIO DE EDUCACION, PERO MI SUELDO NO ME ALCANZABA, DEJEMOS DE JUSTIFICAR LAS POLITICAS ECONOMICAS TAN GARRAFALES DE ESTE GOBIERNO, HOY DIA LA PAGAMOS TODITOS ROJITOS Y NO ROJITOS…

celia
10 de agosto, 2015

Sr. Cristian Uzcátegui , que buena su explicación .

mayra
10 de agosto, 2015

los bachaqueros son parte del problema, es una de las causas de la situación que estamos viviendo los venezolanos.

Omar Fernandez
10 de agosto, 2015

La señora es una comerciante, lamentablemente la situación la ha llevado a “bachaquear”. El gobierno es responsable de toda esta debacle económica.

Héctor Morales
10 de agosto, 2015

Aquellos que afirman que los bachaqueros son un problema y un delito sencillamente son ignorantes de economía. Justificar el bachaqueo es justificar el comercio, el bachaquero compra los productos, no los roba, y los coloca nuevamente en el mercado a precio del mercado, sin restricción estatal. Es una completa falacia suponer que esas personas que bachaquean no están realizando trabajo alguno, cuando es justamente un trabajo bastante fuerte y que muchos se benefician al no tener que ir hacer colas por horas. Decir que esta prohibido comprar y revender entonces usted apoya que es el Estado el único autorizado para tal actividad y para decir a cuanto debe vender su propiedad. Si usted piensa que se está aprovechando de la necesidad, eso no tiene sentido si le digo que el médico se aprovecha de su enfermedad para ganar dinero, el panadero se aprovecha de su hambre para hacerse de su dinero y los seguros se aprovechan del miedo al riesgo para hacerse ricos, sin trabajar. Es una idiotez completa todos los argumentos en contra del bachaqueo, como si el supermercado no sería como el bachaquero mayorista que le vende a los bachaqueros minoristas. Si una persona le esta vendiendo medicinas y muy caras, pues tiene todo el derecho porque es su propiedad, y si está de acuerdo que cuando vende un televisor suyo usado al precio que usted le parece, pues entonces no se meta con la propiedad de los demás. Si quiere que el supuesto mal del bachaqueo deje de existir, pues tendrá que desear que el comercio y la racionalidad económica deje de existir también. Así verá lo imbecil que es por atacar una simple actividad humana que es intercambiar los bienes y servicios.

lars
10 de agosto, 2015

100% de acuerdo con Héctor Morales. Es increíble como no aprendemos: los venezolanos queremos que nos regulen los precios y a la vez haya abundante oferta. Eso no existe. Y como eso no existe, entonces nos buscamos al primer chivo expiatorio a la vista; en este caso, los bachaqueros, que lo que hacen es incorporarse a la red de distribución de productos escasos por los controles, en una economía absolutamente improductiva. A la chica del artículo la están esperando en Cuba, pues es la única opción de más de uno allá para adquirir ciertos productos. Ella está cumpliendo una función económica. Que ella adquiera algunos de esos productos a precios controlados es irrelevante. Y mientras le echamos la culpa a los bachaqueros, el gobierno se frota las manos; precisamente un gobierno que dedica buena parte de sus energías a buscar y ofrecer chivos expiatorios para los problemas que produce…

ANGELICA
10 de agosto, 2015

Esto va para la sra. Esperanza Cuando viajabas a Cúcuta y traias los perfumes lo vendias mas caros que las perfumerias? No verdad lo vendias mas económico o al mismo precio… Estos de los bachaqueros no son el principal problemas de como este el país pero contribuyen a que el país este cada día peor, yo soy comerciante desde hace muchos años y todas las cosas que yo vendía si le podia ganar el doble y vbuenisimo primero no habia escasez de nada y había competencia, estos bachaqueron lo que hacen es aprovecharse de las necesidades de las personas que no puedes amanecer en una cola porque se esta TRABAJANDO o ESTUDIANDO, aquí el Venezolano lo tiene todo para ser exitoso de manera honesta pero es más facil robar a los demás que emprender un buen negocio. Y les apuesto que todos esos bachaqueros son los que van y votan por el gobierno porque se estan beneficiando pero todo lo que se logra facil se va facil y vives en la miseria siempre!!!!

Andrea
10 de agosto, 2015

Sr hector morales,esta bien lo que usted dice,pero creo que aqui no se esta diciendo que están en contra del bachaqueo sino en contra de la EXTORCION y el ABUSO de los precios tan elevados que cobra el bachaco,se q es un trabajo fuerte para ellos estar en las colas sea como sea,llegan y pasan toda una noche guardando los puestos de los primeros 100(porque asi lo hacen) OK,ESTA BIEN, PERO PORQUE REVENDER A UN PRECIO INACCESIBLE? Es eso lo que no se soporta mas,porq quiera usted o no ellos son parte de esta desgracia de la falta de los productos de primera necesidad

maria
10 de agosto, 2015

El problema no esta en que aprovechen los productos regulados y los revendan mas tarde, sino que esa practica pico y se extendio a tal punto que impiden que la gente mas necesitada sufra las consecuencias impidiendoles muchas veces que logren los productos aunque pasen horas bajo el sol o la lluvia. Es mas, muchos de ellos cobran vacuna para permitir a los demas que solo van a comprar por mera necesidad. De modo que, NO AL BACHAQUEO.

yuli
11 de agosto, 2015

Y QUIEN LE DICE ALGO A ESTE GOBIERNO QUE TIENE TANTOS AÑOS BACHAQUEANDO NUESTRO PETROLEO???

Carlos Romero
11 de agosto, 2015

Ahora resulta que el bachaquero es un empresario??? Y algunas mujeres dicen: Que harias si tuvieras que mantener unos hijos??? Asi dicen los narcos, y en los burdeles. Por otro lado, el subsidio es malo porque destruye la economia. No estoy de acuerdo, el bachaquero DESTRUYE el subsidio. El empresario tambien DESTRUYE el subsidio, porque lo revente con una rentabilidad del 1.000 % La crisis del Venezolano (ADEMAS DE LO ECONOMICO) es de valores. Ya no sabe distinguir entre el trabajo honesto y el contrabando. Todo esto dentro de un marco de justicia permisivo y corrupto. La salida es rescatar los valores.

Petrusco
11 de agosto, 2015

El “bachaqueo” es una actividad comercial normal (aunque no por ello del todo legal) que se transforma en problema cuando: 1) se realiza en una escala desproporcionada y 2) despoja de productos a una comunidad para ir vendérselos más caros a otra o se los revende a esa misma comunidad pero a precios exorbitantes, aprovechándose del despojo previo.

¿Qué es lo que hace que el bachaqueo de pronto se haya vuelto un fenómeno tan extendido y tan distorsionante?

Que en medio de la actual crisis política, alentar y financiar el bachaqueo, es un tremendo negocio.

Un negocio tan atractivo como ese ya no está compuesto por algunos individuos acá y otros allá comprando y revendiendo. Ahora detrás ya hay toda una industria. Empresas que pagan a quienes bachaquean para que arrasen con todos los productos para luego revenderlos a través de múltiples mecanismos, obteniendo márgenes gigantes y además generando noticias impactantes sobre escasez y desabastecimiento para las portadas de los periódicos. Algo que tiene mucho valor para la guerra sucia en política.

El comercio deja de ser una actividad aceptable, cuando se basa en explotar a niveles absurdos la necesidad ajena para incrementar sus márgenes de ganancia.

¿Mecanismos para explotar la necesidad ajena?

Desapareciendo productos (dejándolos de producir o de traer o enviando a gente a vaciar anaqueles, es decir, a bachaquear, el acaparamiento, etcétera). Monopolizando el canal de distribución. Difundiendo hasta el cansancio la tesis del caos y la escasez infinita. Generando necesidades artificiales.

Sin duda el bachaqueo se ha vuelto una parte importante y sumamente dañina del problema. Y ahora, gracias a quienes se han puesto a financiar ese negocio y lo hicieron crecer a niveles tan perniciosos, difícilmente desaparecerá.

REINALDO
11 de agosto, 2015

el problema no es que inviertas y ganes, no. El problema es que especules, eso de ganarse el mil por ciento , es un crimen, no puedes jugar con el hambre del pueblo.

Luis Sosa
11 de agosto, 2015

Bachaquear=especular. Sin ningún riesgo, sin pagar impuestos sin invertir en bienestar para otros, sólo para el bachaquero. Yo comercio desde hace 25 años, pago patente, prestaciones sociales, alquileres, impuestos. Por favor, no comparen peras con manzanas.

Vidabella
11 de agosto, 2015

Eso es correcto Reinaldo, el problema no es revender, el problema es la especulacion y usura, como es posible que un paquete de toallas sanitarias cueste 20 bf y la vendan en 250, una leche cuesta 70 y la venden en 1000. Si tieners facilidad de conseguir los productos que estan escasos revendelos y saca tu ganancia por el transporte que gastas y el refresco que te tomas pero no exageren con porcentajes tan altos de ganancia.

julio bethelmy
11 de agosto, 2015

Los valores son importantes como regulador de las conductas reprochables pero no es suficiente, incluso en las culturas donde existen valores muy arraigados como la honestidad y la rectitud, ejemplo: Japón; durante la guerra y situaciones muy duras, el ansia de sobrevivir lleva a algunos a comportarse de manera poco solidaria, una verdadera sociedad justa se debe basar en las leyes, en las instituciones y en que estas sean pragmáticas en relación a la situación económica. Los precios regulados y controles siempre producen mercados negros y mas aun cuando la escasez se hace crónica, no existe sociedad que se resista a esa tentación. No culpemos únicamente a los bachaqueros, aunque reprochable su conducta, la fuente del mal son los controles

marava
11 de agosto, 2015

entonces quiere decir que las personas que tienen sus bodegas en los barrios son bachaqueros? ellos simplemente son comerciantes, como cualquier otro, el problema no son los bachaqueros, son las malas politicas de quienes nos gerencian, porque para eso existen los mayoristas, de toda clase de cosas y no por eso las personas que revenden son ladrones, claro salvo excepciones de quienes especulan, pero seamos sinceros el problema no es el que compra para revender.

lars
11 de agosto, 2015

Vidabella escribe: “el problema es la especulación y usura, cómo es posible que un paquete de toallas sanitarias cueste 20 bsf y la vendan en 250, una leche cuesta 70 y la venden en 1000”. Yo le pregunto, ¿de dónde sacas que una toalla sanitaria cuesta 20 y no 250 Bsf? ¿Lo afirmas por el solo hecho de que el gobierno fijó ese precio? 250 Bsf es medio dólar: sigue siendo un regalo. 1000 Bsf es menos de dos dólares. En los EEUU dos dólares es el sueldo mínimo de 15 minutos de trabajo (8$/h), aquí ése es el salario mínimo de una jornada laboral. Somos pobres, ése es el punto, y el gobierno nos da limosna cuando nos controla los precios de cualquier mercancía, incluyendo el dólar. Ahora, si el bachaquero vende eso a esos precios, pues bien, ése es el precio. Las cosas valen lo que la gente esté dispuesta a pagar por ellas, es la ley de la oferta y la demanda y contra eso nadie puede, ningún socialismo, ni ningún moralismo. Además, es perfectamente racional que un bachaquero venda esas cosas a esos precios, pues es el precio que la gente le paga. Estoy seguro que Vidabella si tuviera que vender algo de su propiedad investigaría primero cuál es el precio de mercado y comenzaría ofertando por allí. Si no lo vende, pues tendrá que bajar el precio. Lo de usura no tiene sentido en una economía cuasi hiper-inflacionaria y de sálvese quién pueda como la nuestra. En una frase, lo de precios, usuras y ganancias excesivas son un asunto puramente subjetivo. A mí me saca de quicio siempre el argumento moralista facilongo de que el asunto es cultural. No: es estríctamente económico. Se crearon las condiciones para estimular una economía paralela especulativa y ésta apareció. Así ha sido siempre en las economías estatistas y controladas. Pongan esas mismas condiciones en Suiza y tendrán el mismo resultado. Y si seguimos así, pues muchos de los que aquí critican a los bachaqueros se convertirán en bachaqueros a su turno, si no, pregúntenselo a los cubanos o a cualquier persona que haya vivido bajo el socialismo real. Es un asunto de supervivencia.

Demóstenes Pérez
12 de agosto, 2015

La estrategia de sobrevivencia, simplificada como “bachaqueo”, revela datos sociológicos importnates que van más allá de la simple especulación de unos picaros del pueblo (civiles y militares) que compran barato y venden caro (con sobreprecio mayor al 1000%)al pueblo. Pueblo robando al pueblo,pueblo contra pueblo, mientras un Gobierno corrupto sigue importando sin estimular eficazmente la producción nacional y la inversión (nacional y extranjera).

El “bachaqueo” es la punta del iceberg de un problema mayor: el fracaso de un modelo de socialismo salvaje donde sobrevive el más corrupto, vivo, tramposo y enchufado al Estado.Es una de las consecuencias de políticas económicas estatistas, punitivas, que controlan,expropian y saquean a sectores productivos para transferir la propiedad privada a corruptos públicos que quiebran y arruinan los negocios que funcionaban en manos privadas. El bachaqueo es hijo de la economía de puerto promovida por el Gobierno para enriquecer a productores de otros países y abultar las cuentas privadas de mafias (cívico-MILITARES) que han hecho de la orgía importadora el negocio del siglo XXI que le reporta inmensa riqueza en dólares (que les depositan en paraísos fiscales). El bachaqueo tiene en los peces gordos de la corrupción sus principales aliados. Cuando burócratas corruptos importan productos escasos para venderlos a precios regulados obtienen ganancia por mordidas,comisiones,coimas,sobreprecio, sobrefacturación e importaciones ficticias que pagamos todos los venezolanos pero que no llegan a puertos ni comercios. Se gastan millones de petrodólares importando/robando y la escasez sigue, los bachaqueros (pequeños y grandes) se multiplican y el pueblo sigue como mendigo en colas humillantes que hacen del pueblo un indigente.

La proliferación del bachaqueo, práctica especulativa, no solidaria, suerte de darwinismo social, nos revela que el socialismo es una utopía, un discurso caza-bobo que enarbolan corruptos civiles y militares para abultar sus propiedades privadas y seguir disfrutando, mientras gritan: “Chávez vive…”, su vida loca aburguesada y uniformada. Ha fracasado el socialismo bachaquero y la revolución importadora.Hay que construir,urgente,una República de ciudadanos críticos, demócratas,productivos,honestos,emprendedores, con trabajo decente donde el Estado no sea una fábrica de bachaqueros, de pícaros y mendigos que medran a la sombra de un Gobierno manipulador que trafica con la miseria de un pueblo usado como mercancía electoral y mendigo en colas, del hambre y la muerte,que terminan en saqueos como forma de hacer catarsis ante la indignación nacional.Hay tensión, rabia, descontento, en ese pueblo que a diario es humillado en las miles de colas que forman el paisaje urbano de Venezuela.

Héctor Morales
12 de agosto, 2015

Leo cada comentario y son increíblemente decepcionantes, no puedo creer las cantidades de boberias para meter como causantes o parte del problema a simples, desconocidos y muy pequeños comerciantes, que era lo último que faltaba por atacar. Ya casi destruimos a los grandes y formales (que pagan impuestos, patente, alquileres, etc), y ahora vamos por los pequeños, la gente humilde e informal, que realizan una básica actividad de comercio. Sólo 2 personas (lars y marava) comentaron el sentido común.

La especulación se dirige hacia donde está el verdadero precio de mercado, el precio natural que es aquel en donde los demandantes están dispuestos a pagar. Si un bachaquero te apunta con una pistola y te obliga a que le compres, vaya, ahí si podemos hablar de robo, pero es usted el que da su completo consentimiento al precio, nadie le está robando. Es el mismo cuento con el dolar, la gente dice que a 700Bs es muy caro, que no va a lo que dice el Banco Central, bueno vaya para allá y pídale que se lo venda a Simadi, eso mismo ocurre con los demás productos, al precio regulado no se consigue a menos que usted haga largas, fuertes, pesadas e interminables colas, y así se benefician aquellos que no pueden por trabajo y estudio, SE BENEFICIAN, para no tener que dejar de trabajar y estudiar. Los bachaqueros colocaran el precio que ellos les parece porque el producto en sus manos YA ES DE ELLOS, SON SUS PROPIETARIOS, LES PERTENECE, Y SI QUIEREN SE LO METEN POR EL ANO.

Dicen que es injusto colocar una toallas sanitarias a 250Bs cuando cuesta 20Bs, pero ¿de dónde carajo saca que ese es un precio racional? el bachaquero lo coloca a su precio real, ya que el de 20Bs es bajo una restricción por la fuerza de parte del Estado, la distorsión es el precio de 20Bs, ¿es qué no lo ven?, el bachaquero hace uso de la señal de ganancia por su racionalidad como comerciante. Esos productos no le pertenecen a los demandantes hasta que ellos hagan efectivo la transacción. Porque vale, resulta que un repuesto que se encuentra en el concesionario es mio, porque es mi derecho a pesar de que no he ido a buscarlo, ni lo he pagado; y si veo que alguien los COMPRA TODOS, digo que me robo; pero es que este país se ha vuelto loco; el Estado nos hizo creer en elefantes rosas y hemos caído redonditos.

Es que es tan despreciable ver como se odia a los pocos que quedan realizando libre comercio, y si, libre comercio, tratando de escapar del Estado, escapando de la burocracia sanguijuela y destructora, que no son más que aquellas que van de comercio en comercio FORMAL, cerrándolos por cada pendejada que se les ocurra, y además exigiendo cada vez más para seguir saqueandote lo poco que te queda. Estamos a merced de quienes no producen, no contribuyen, no ayudan, y además, protegen a los que son igual que ellos, los malandros, que ¡SI TE ROBAN DE VERDAD!

Antonio
14 de agosto, 2015

Buenas tardes es muy cierto que actualmente vivimoooosss un problema de escases a lo largo y ancho del país; que si es una guerra económica o políticas erradas del gobierno? Cada quien de manera inteligente puede hacer su análisis de la realidad. Pero de verdad con todo el respeto nada justifica el virus del Bachaqueo, el gobierno y el mismo pueblo debe dar un frente fuerte a ese tipo de robo que está terminando de acabar con el bolsillo de l@s venezol@s. Si eso se le puede llamar comercio puede les dijo es una práctica parasitaria, si alguien se hace llamar comerciante aplicando estos métodos pues vaya a otro país hacer esto y vera que por lo menos 5 años pasara tras las rejas. Lo más arrecho que son Colombianos y extranjeros los que están sacando jugo a esto. Me disculpo pero de verdad me sumo a los millones de venezolan@s que decimos ya basta de abusos y BACHACOS. Que se pongan a sembrar y trabajar si de verdad quieren un mejor país y el próximo 6 de diciembre salgan y voten por su mejor opción. … NO MAS PLAGAS PARASITARIAS BACHACAS

LASR
14 de agosto, 2015

Y ahora que? El asunto es tan obvio y comentado aca. Hemos caidos y ademas permitimos que siga esta economía de los mas vivos. Esta claro que es la corrupcion que nos a dañado abismalmente. Lo corrupto se ha vuelto un virus y ahora de alguna forma la sociedad se adaptó a esta crisis que ya no es situacional. El bachaco hace lo necesario para sobrevivir sea especulativo o no. He visto persona que han dejado su trabajo por que el sueldo minimo no alcanza !Realmente cierto! La cesta básica esta por encima de los 30000. Ahora, si hay de usura y esto es por parte de MAFIAS de altos rangos, bajos y medios. Se necesita es una Venezuela que regrese a su estado, no se si no como decirlo, !Normal economicamente!. No soy para nada experto es economia pero el problema comenzo con en Bendito control cambiario…

liliana rivas
14 de agosto, 2015

Es que los bachaqueros venden los prductos al precio de como esta la vida hoy en dia, xq no son los productos basicos nada mas es todo porque resulta que para un almuerzo de un dia debo gastar mas de 1000 bsf una cena 500bs y sin comprarla hecha xq todo esta demaciado caro, el transporte cobra caro porque no hay repuesto y si hay es super caro las carnicerias los precios en las nubes los electrodomesticos ni se diga. con un sueldo minimo como se hace para comprar una nevera o cocina, no se puede porque eso solo alcanza para el diario vivir. claro los bachaqueros empeoran la situacion pero no es su culpa sino de un mal control de los principales mandatarios, xq la solucion no es sacarlos ni ponerlos a barrer calles porque son miles y siempre va haber alguno que lo haga, la solucion es la que tienen que buscar los que estan a cargo del pais, abastecer al 1000 porciento subir el bolivar que esta muy devaluado en fin…..

Alejandro Lares
14 de agosto, 2015

Si usted compra un paquete de bolsitas de palitos de maíz con queso (choguis) y los vende en forma individual tendrá una gran ganancia Eso existe desde que existe el dinero: Ud los puede comprar por paquete y venderlos por unidad en un kiosko, en su casa, en una esquina (si los policías lo dejan), en un parque, etc. Si compras al mayor y vendes al detal ganaràs. Ese es el comercio, incluyendo productos regulados. El delito no se lo adjudica la operación en si, sino el gobierno con su ineptitud de querer controlarlo todo y no controlar nada, con el afán de no dejar producir y no producir sino importar. Desde hace años los bachaqueros (realmente buhoneros) revenden al preio que quieren y quienes pueden compran. La corrupción està en filtrar la entrada a los supermercados o incluso cerrarlos o abrirlos a horarios de conveniencia para que ingresen (según los GNB) los que dejen ingresar. Simplemente el tema sirve para desviar la atención y tener la excusa de no producir ni dejar hacerlo…

1000 villas
14 de agosto, 2015

Existe un límite entre la cordura y la locura, cuando hablamos de conercio nos referimos, al comercio legal, cuando había abundancia les aseguró que ninguno de los que aquí, justifican el bachaqueo, eran capaces de llevar esos productos para vendérselos a sus vecinos como forma de ganar extra, ya que para el momento no era negocio.

Ah, pero como ahora no hay, ahora si es negocio por que le ganas 5 y hasta 10 veces más y dicen que están, negociando, por Dios, si hasta me atrevo a decir que NINGUNO, montaba una bodega en su casa por considerarlo, folklórico, por no decir otra cosa

Bachaqueo, es bachaqueo sin los quebjuegan con la necesidad de los demás venda lo que venda

Miryan Rivas
15 de agosto, 2015

Definitivamente, estoy convencida que quien hace una cola, hasta de siete horas, en un establecimiento comercial, sea del estado o de un ente privado, no es quien bachaquea. Mucho menos, si lo que logra comprar es un paquete de harina precocida, uno de leche, un litro de aceite y cualquier otra “tontería”, porque eso es lo que normalmente consigues. Bachaquero es aquel que tiene como contactos a los grandes empresarios, propietarios de los supermercados y hasta aquellos quienes supuestamente controlan la distribución “equitativa” de los productos regulados. En definitiva, todos terminan siendo un tipo particular de bachacos, a quienes no les interesa y jamás les ha interesado el bienestar de la sociedad, sino de sí mismos; que a la larga, también saldrán perjudicados con toda esta situación. Porque, puede ser que tenga el negocio del arroz, o del papel; pero, su familia no sólo necesita de eso. “Roba”, con la venta a un precio exorbitante de un producto, pero debe comprar, también a un precio exorbitante, otro que no posee. Lo realmente triste de esta situación, es que la mayoría de la población no forma parte de este círculo vicioso y simplemente está viviendo sus consecuencias. Ahora, lo aún más triste es que no estamos acostumbrados a esto, por lo que se pudiesen avecinar tiempos muy crueles y de extrema violencia, sobre todo, para los que tenemos hijos, ya que es más difícil salir del país en estas circunstancias; situación que no le interesa en lo absoluto a los causantes de toda la debacle. En otras palabras, “tanto da al cántaro el agua…” La salida, realmente es incierta, y hablando desde las fibras más íntimas de mi ser VENEZOLANA,siento que se me constriñe el corazón de ver como nos hundimos día a día… Pero, no pienso tirar la toalla, ni salir huyendo como hace unos días una amiga me comentó: “sal ahora que puedes, porque luego, no podrás salir sino huir”. Estas palabras, me movieron realmente, para decidirme a cambiar de actitud. Ahora, no pienso seguir quejándome por la situación, no!!! ahora actúo. Y como lo han hecho en otras latitudes, donde también se han sufrido miserias y vejámenes, estoy super creativa,con decir, que hasta empecé a hacer mis propias toallas sanitarias (cosa de la que me reía hace algún tiempo, al ver unos programas en cierto canal del estado); no pienso dejarme estafar, ni volver a hacer una cola de siete horas. Es sólo un ejemplo, revisémonos, sé que los venezolanos tenemos muchos talentos, hasta para ofrecer piedras y venderlas. Busquemos en nuestro interior, porque sólo ahí está la salida a esta y todas las crisis por las que pasemos, no podemos dejarnos vencer por un grupo de inútiles que nos han llevado a estos extremos a los cuales jamás pensamos que pudiéramos llegar. Las grandes potencias, están colmadas de microempresarios, emprendedores ¿Por qué nosotros no podemos? Unos dirán que no hay materia prima, otros, que no hay formación y pare de contar… No dudemos de nuestras potencialidades. Demostremos a todos los que se han reído de nosotros, de esta coyuntura, envidiosos en gran medida, (hasta nuestros vecinos latinoamericanos) que por algo somos y siempre seremos la potencia de Sudamérica. Finalmente les digo: siempre que llueve, escampa. Un abrazo enorme para todos mis coterráneos, hermanos venezolanos, quienes realmente están sufriendo esta situación, porque los que están bien y se encuentran muy cómodos, estafando y gozando de la desgracia ajena, así esta tierra los haya visto nacer, para mí, no son venezolanos.

zuleima
15 de agosto, 2015

cuando culpan al bachaquero como parte del problema del pais, son personas del gobierno para desviar a los verdaderos culpables,resulta que los bachaqueros venden a los que no hacen colas por trabajo o enfermadades, y ahora a los comerciantes lo llaman bachaqueros, nadie compra a un precio para venderlo al mismo precio o ganarse 10 bs por producto, o vean ustedes a los arabes, chinos, con sus buenos carros, cuando un venezolano hace algo todo los critican

Cristian Uzcátegui
15 de agosto, 2015

Piensen en esto: Quién decreta que el comercio de productos de primera necesidad que actualmente sufren una escasez de más del 60 % sea algo ilegal? R: El mismo gobierno

En un modelo económico excesivamente estatista como el nuestro, quién establece un control de precios de los bienes de consumo y servicios? R: El gobierno.

Quién decide sobre la importación y exportación de rubros y materias primas? R: El gobierno.

Quién es el responsable de devaluar la moneda para mantener un control total del dolar percibido como pago por la política rentista que nos tiene subdesarrollados? R: El gobierno.

Si se ponen a pensar hemos entrado sin darnos cuenta en hablar de consecuencias y no de las causas de los problemas, en la economía política, la cual es responsabilidad del gobierno de turno, las raíces de estos elementos tienen nombre y apellido.

El gobierno ha mantenido un régimen de cambio desastroso, unos salarios deprimidos por una política fiscal inflacionaria, y de paso, nos han hecho el juego mental y para-legal de hacernos creer que el precio de los alimentos que consumimos es el que ellos dicen y no los que determinan los mercados y los indicadores de productividad/ rentabilidad de las empresas.

Por eso estamos como estamos, tenemos 16 años manipulados por un gobierno de rufianes y lo más triste de todo; es que nos acostumbramos a vivir con ello…

Carlos
15 de agosto, 2015

Se aprovecha o SATISFACE una necesidad? es la naturaleza del capitalismo, cubro esa necesidad y recibo una compensación por ello, lo cual es la motivación para hacerlo, es la base del comercio. Ahora, ¿quien creo esa necesidad: el estado socialista o el bachaquero? El precio de las cosas se establece en razón de la demanda, es decir, por lo que la gente esta dispuesta a pagar por el bien o servicio.

Odilys
15 de agosto, 2015

Mi Historia

Pasando unas vacaciones el un lugar cerca de caracas, una mañana mi hermana me invita a LOCATEL, porque habían llegado ciertos productos de necesidad y estaban vendiendo la siguiente cantidad por persona (2 Champú de 450 ml., 2 Cremas dentales, 2 Paquetes de Toallas Sanitarias, 2 Maquinas de Afeitar, 1 paquete de 3 jabones de olor, 1 paquete de Detergente de 900 gr., 1 Axion de 500 gr.) Una Bendición para nosotros porque en casa nada de eso había… Tengo una niña de 15 años que también nos acompañó… Resulta que cuando llegamos a la cola (5:30 a.m.) Teníamos a unas 15 personas delante, me emocione, porque pensé, de aquí salimos temprano… Mi sorpresa fue que justo cuando faltaba poco para que abrieran el establecimiento, resulta que delante de nosotros se acomodaron al rededor de 60 personas (Bachaqueros) entre mujeres y hombre, todos con actitud desafiante, ofreciéndole golpes, puñaladas y pare usted de contar a la gente de la cola, pues se quejaban de que estaban desde temprano haciendo la cola y no era justo que llegaran cómodos a meterse delante… Mi hermana me advierte (Cuidado, no digas nada y no te quejes, porque esa gente es peligrosa, aquí siempre vienen y maltratan a la gente, o lo cortan o la golpean) déjame llamar a la Guardia, para que vengan… La Guardia respondió una hora después… Queriendo amedrentar a todo aquel… Ya se habían reunido más de 100 Bachaqueros delante de nosotros, los guardias piden que se acomoden en la cola y pretenden que uno se mueva de su lugar para que ellos se acomoden tranquilos, cosa que no hicimos… Por lo que nos empezaron a amenazar, a gritar y a decirnos groserías… Yo tranquila como lo solicito mi hermana, pero con una impotencia Horrible…

Al cabo de un rato sale el Gerente del local y pregunta donde empieza la cola para empezar a vender, los Bachaqueros por supuesto dijeron que a partir de ellos, nosotros, que a partir de la primera señora que estaba en la cola antes de las 5 de la mañana… Descaradamente los fulanos aquellos empezaron a llamarnos a nosotros Bachaqueros… Imagínense la molestia que había entre nosotros, una de las señoras que estaba delante de mi se llegó hasta donde estaba el gerente, queriendo explicar la situación y el gerente muy discreto le dijo: “Señora le entiendo, pero si no los hago pasar a ellos primero, me pueden hacer algo… Yo trabajo de lunes a domingo aquí, muchos me conocen, saben el carro que uso, y hacia donde me dirijo, se imagina que no los deje comprar primero… Cualquiera de ellos me puede esperar y atentar contra mi vida… Después que salga de ellos les aseguro que ustedes van a comprar…

Para resumirles la historia… Llegue a entrar a comprar a las 4 de la tarde: 2 Toallas, 1 Champú… A mi hija no le permitieron comprar porque es menor de edad (pensé, ahora el periodo viene a partir de los 18 años… Nueva ley) aunque nos quejamos es ley y hay que acatarla… Cansada de estar todo el día Parada, agotada mentalmente de ver todo lo que pasaba y sin poder opinar o siquiera hacer una mueca por miedo a represalia y frustrada porque de nada me valió levantarme temprano, hacer mi cola como buena ciudadana y esperar mi turno como debe ser… Perdonenme si estoy equivocada… Pero los Bachaquero (La Mayoria) Son una cuerda de #$%€&¥… Que también ayudan a que este país se hunda cada vez más… Se perdió el respeto, al caño las Buenas Costumbre y los Principios… Y ni hablar de la Humanidad… Son unos Inhumanos… Siento vergüenza, mucha vergüenza, no de mi PAIS, porque es un País hermoso, con muchas cosas bellas… Sino de gente como esta, que cada vez es más grotesca, que perdió la educacion, que no tiene moral, ni temor a Dios… y que definitivamente, no le importa un CARAJO…

Marlin
16 de agosto, 2015

Ahora si pues haganle una corona a la bachaquera que lo que hace es joder a el necesitado, comprando el producto regulado y vendiendolo super caro. Porque venda ropa, zapatos, prendas y en verdad demuestre ser emprendedora. No vendiendo la comida y los artículos de primera necesidad carisimos.

Eylyn
17 de agosto, 2015

Esta señora tiene vision, solo que en este pais no hay oportunidades asi que su inteligencia la usa en lo que puede.. Hay que darle gracias al gobierno de la existencia de estas personas..

cecilia sanchez
17 de agosto, 2015

en el mercado del cementerio hay un señor que tiene un puesto de venta y a la vez organiza viajes a cuba y a los que viajan con el los hace llevar mercancia para vender y les dice que es lo que van a llevar. voy a averiguar bien nombre y direccion y luego lo publico.

Petrusco
17 de agosto, 2015

Hay que explicar, el bachaquero no es el que de vez en cuando compra algunos productos demás para sacar alguna ganancia o hacerse de un inventario personal. No.

El bachaquero es quien se dedica ÚNICA y EXCLUSIVAMENTE a comprar productos que no necesita, arrasando anaqueles, para luego revenderlos con ganancias exorbitantes o para entregarlos a cambio de una cantidad de dinero preestablecida por la red de financistas de la actividad.

El bachaqueo se practica desde hace años en Venezuela y otros países. Es una práctica usual, sobre todo en los estados fronterizos. Fue en el Estado Zulia en donde le pusieron ese nombre. La diferencia es que esa actividad era localizada y no producía el “vaciado” total de tiendas y locales que hoy en día se puede ver en muchas tiendas a nivel nacional.

Cristina
17 de agosto, 2015

Siempre me impresiona que la gente vea al denominado “bachaquero” como el enemigo, cuando en realidad el mercado negro es algo que se deriva directamente del control y/o regulación. Es lo mismo que sucede con el dolar.Adicional el negocio del bachaqueo no es tan glamoroso y conlleva un riesgo… Quizás algunas de las personas quisieran tener un trabajo mas digno, por eso no considero prudente hacer generalizaciones.

Claro que el bachaquero en cierto sentido le quita la comida al vecino para vendérsela mas cara, lo cual pone en duda la moralidad de dicho comerciante, es como un robo no traumático. Esto es solo otra muestra de la imposibilidad de instaurar el comunismo, el “hombre nuevo” pensaría en el vecino, pero no existe el “hombre nuevo” y jamas existirá… Todos tienen su precio, así vendan su alma por centavos o por toneladas de oro; las excepciones son santos o iluminados.

sandra
17 de agosto, 2015

Sr. Petrusco serà en el Zulia que es comùn el bachaqueo, en Lara donde vivo eso es nuevo y comenzò poco despuès que el inepto Maduro se coronò. Ojalà esta pràcticca desaparezca. Los que lo hacen son unos vulgares estafadores y el gobierno se hace la vista gorda #SOS

Daniel Loaiza
20 de agosto, 2015

Gracias por seleccionar una imagen de mi serie de La Habana para este texto. Un gran abrazo.

GENARO
1 de septiembre, 2015

Me dan mucha lástima muchos de los comentarios sin reflexion que más abajo se leen. No es acaso el objetivo del comerciante comprar barato y vender caro? Y si esta economia lo permite, porque no hacerlo? Acaso es mas moral el que compra barato en China y vender caro en Venezuela, que el que compra barato en Venezuela y vende caro en Cuba? Que el primero lo hace al mayor y con los papeles en regla mientras que la segunda lo hace al detal y a escondidas, eso hace a la segunda un delincuente y al primero un comerciante? Ambos estan aprovechando una circunstancia del mercado. Para mi los dos son identicos.

Hernan Cortez Regalado
2 de septiembre, 2015

Interesante articulo,que por demas genero una gran debate. El bachaqueo siempre ha existido, ahora agravado por las malas politicas de este gobierno. Es una actuacion racional: los malandros utilizan la fuerza, las personas despiertas usan su inteligencia y los principios de mercadeo. Pero el gobierno esta determinado a quebrar el pais y a generar el maximo de bachaqueo. La solucion: no es otra que cambiar al regimen por la via ELECTORAL,con educacion y firmeza, apegados siempre a la constitucion. El 6 de diciembre de 2015 debemos tomar una decision, tenemos la mejor herramienta a la mano: VOTAR.

Envíenos su comentario

Política de comentarios

Usted es el único responsable del comentario que realice en esta página. No se permitirán comentarios que contengan ofensas, insultos, ataques a terceros, lenguaje inapropiado o con contenido discriminatorio. Tampoco se permitirán comentarios que no estén relacionados con el tema del artículo. La intención de Prodavinci es promover el diálogo constructivo.