Actualidad

¿Qué está pasando en Brasil? Las protestas, el audio de Dilma y Lula, Lava-Jato y sus consecuencias

Por #MonitorProDaVinci | 17 de marzo, 2016
Todo sobre el nombramiento de Lula, Lava-Jato y sus consecuencias. Qué está pasando en Brasil 640

Parte de los participantes en la protesta contra Dilma Rousseff por las calles de Río de Janeiro, Brasil. Fotografía de Christophe Simon. AFP.

1. Un repaso de los hechos recientes. El pasado viernes 4 de marzo, la Policía Federal de Brasil allanó la vivienda del expresidente Luis Ignacio Lula Da Silva y de su hijo Fábio Luiz Da Silva, para luego hacerlos rendir testimonio por su supuesta implicación en los casos de corrupción y lavado de dinero de lo que se ha conocido globalmente como a la Operación Lava-Jato.

Luego de tres horas de interrogatorio, el expresidente Lula Da Silva fue liberado. Apenas cuatro días después, el martes 8 de marzo, Marcelo Odebrecht, expresidente de la Organización Odebrecht, además de otros ejecutivos de la compañía de construcción e ingeniería más grande de toda América Latina, fue condenado por la justicia brasileña a 19 años de prisión por corrupción, lavado de dinero y asociación ilícita.

El 16 de marzo, se conoció que Lula Da Silva pasaría a formar parte del gabinete de Dilma Rousseff, algo que le garantizaría inmunidad. El 17 de marzo, Lula Da Silva asumió como Jefe del Gabinete, un cargo que ocupó durante menos de una hora: el juez federal Itagiba Cata Preta Neto suspendió de forma cautelar la designación.

2. ¿Qué está pasando en Brasil? El contexto en el cual el expresidente Lula Da Silva asumió como Jefe de Gabinete de Dilma Rousseff, Presidente de Brasil en ejercicio, es un clima de protestas y confrontación entre partidarios del gobierno y opositores.

El principal rechazo que generó nuevas protestas, ahora contra el nombramiento de Lula y el adelantamiento de la fecha, es que la investidura en este nuevo cargo le proporcionaría a Lula inmunidad.

De acuerdo con la legislación brasileña, el cargo investido a Lula Da Silva le otorga un tipo de inmunidad que se conoce como “foro privilegiado” o “foro especial por prerrogativa de función”, un principio jurídico que establece que el órgano competente para juzgar a ciertas autoridades debe ser el Tribunal Supremo Federal, algo que inhabilitaría al juez Sergio Moro, quien lleva la causa de Lula Da Silva, a continuar el proceso contra el expresidente.

Dilma Rousseff declaró que ella considera que el nombramiento “no significa que un ministro, diputado o senador no sea investigado”, sino que sólo establece por quién debe ser investigado.

lula-dilma

Durante el acto de toma de posesión de Lula como Jefe de Gabinete, Dilma Rousseff acusó al juez Sergio Moro de irrespetar la Constitución Federal y de utilizar “métodos oscuros” y “prácticas criticables” que pueden llevar a la realización de un golpe de Estado en el país. Sostuvo que la justicia “debe asentarse en las pruebas” y que el país no puede volverse sumiso ante iniciativas que “invaden las prerrogativas presidenciales. […] Interpretación desvirtuada, procesos equivocados, investigaciones legales basadas en secuencias ilegales no favorecen a la democracia en este país. Cuando esto acontece, se hace nítida la tentativa de traspasar el límite del estado democrático y cruzar la frontera del estado de excepción”. Además, calificó la divulgación de la llamada que hizo a Lula como una agresión contra “la ciudadanía, la democracia y la constitución”.

Es un orgullo para mí traer a este gobierno al mayor líder político de este país.” Fueron las palabras que utilizó la presidente Rousseff para referirse a Lula, quien asistió al acto de nombramiento pero no habló durante la ceremonia. Por otra parte, el Secretario General de UNASUR, Ernesto Samper, expresó a través de su perfil en Twitter que el nombramiento “constituye un acto de legítima defensa política y aseguramiento de su derecho a un debido proceso”.

3. Dilma y Lula conversan: el audio filtrado. El canal Globonews divulgó el miércoles 16 de marzo una conversación telefónica privada entre Dilma Rousseff y Lula Da Silva. En esa conversación, la mandataria afirma que le enviaría a Lula Da Silva el acta de investidura, para ser usado “sólo en caso de necesidad”. De allí, opositores han presumido que el nombramiento de Lula Da Silva al cargo es para protegerlo de la investigación penal en su contra, aunque el gobierno lo ha desmentido. Escuche a continuación la grabación transcrita en portugués.

Dilma: Aló.
Lula: Aló.
Dilma: Lula, deja que te diga una cosa.
Lula: Habla querida, ¿ah?
Dilma: Es lo siguiente, estoy mandando a ‘Bessias’ junto con el papel para que lo tengas. Sólo úsalo en caso de necesidad, que es el acta de investidura, ¿ok?
Lula: Hum. Está bien, está bien.
Dilma: Sólo eso, usted espere ahí que él está yendo.
Lula: Está bien, yo espero aquí, quedo a la espera.
Dilma: ¿Está bien?
Lula: Está bien.
Dilma: Chao.
Lula: Chao, querida.

The Guardian especifica que de quien se conversa es el audio con el nombre “Bessias” es Jorge Rodrigo Araújo Messias, Jefe Adjunto de Asuntos Jurídicos. Y, de acuerdo con el reporte de A Folha de São Paulo, la conversación divulgada por el canal fue grabada a las 13:32 del miércoles, cuando Lula Da Silva aceptó asumir la Casa Civil.

De acuerdo con el juez Sérgio Moro, el teléfono intervenido es de un asesor del Instituto Lula y era utilizado con frecuencia por el expresidente. Además, el medio paulista asegura que la conversación fue grabada por la Policía Federal en el marco de las investigaciones que buscan determinar la propiedad de un inmueble en Atiabia y la posible relación de Lula con los casos de corrupción de Odebrecht y Petrobras.

18

La Policía Federal publicó fotografías del inmueble objeto de investigación. Para ver la galería de G1, haga click en la fotografía.

En una nota de prensa publicada en la web del Palacio de Planalto se “repudia con vehemencia su divulgación, que afronta derechos y garantías de la Presidencia de la República” y anuncian que se tomarán medidas legales. Mientras que en otra nota de prensa, publicada al día siguiente, la Presidencia explica que:

“la expresión ‘para que lo tengas’ significa ‘el gobierno tenga el acta de investidura’ firmado por el Presidente Lula, para en caso de su ausencia, ya podemos utilizarlo en la ceremonia de mañana. Por eso, el verbo no es ‘usa’ sino si el gobierno usa la referida acta de investidura’. De esa manera, el diálogo fue realizado con base en los principios republicanos y dentro de la estricta legalidad”.

4. Toma de posesión negada por el juez. Itigaba Catta Preta Neto, Juez Federal de Brasilia, suspendió la nominación del expresidente como Ministro de Casa Civil del gobierno. El acto legal afirma que la decisión se justifica “en vista del riesgo al daño al libre ejercicio del Poder Judicial, de la actuación de la Policía Federal y del Ministerio Público Federal”.

Aunque la acción es provisoria, responde a las sospechas de que la presidente Dilma Rousseff cometió un “crimen de responsabilidad”, que según la Constitución de Brasil son aquellos actos del Presidente de la República que atenten contra la Constitución, particularmente con el libre ejercicio de los Poderes Públicos o que vayan en contra de las decisiones judiciales.

El Abogado General de la Unión, José Eduardo Cardozo, informó que el gobierno recurrirá el mismo jueves 17 de marzo la decisión. Según él, la acción no tendría amparo legal porque otro magistrado ya estaría a cargo del proceso.

5. Las protestas en la calle. Mientras en la web de la revista Época reseña que seguidores del Partido de los Trabajadores manifestaron a favor de Dilma Rousseff y Lula Da Silva en San Bernardo, desde el domingo 13 de marzo, de acuerdo con información del diario español El País, se han llevado a cabo protestas en unas 200 ciudades de Brasil.El periodista Alberto Armendariz reseña que “las marchas se replicaron en unas 400 ciudades”. Y tanto en El País como en La Nación indican que estas protestas, en las cuales se calcula que participaron aproximadamente tres millones de personas, son las más multitudinarias de la historia democrática de Brasil.

manisfestacao-20

También sostienen que surgieron contra la presidenta Dilma Rousseff y en apoyo a las extensas investigaciones judiciales que se realizan en la Operación Lava-Jato sobre actos de corrupción y lavado de dinero, a los cuales se han vinculado distintas figuras políticas y empresariales de Brasil.

Sin embargo, el punto álgido en las protestas brasileñas se produjo la noche del 16 de marzo, luego de que se conociera la decisión de Rousseff de incorporar a Lula Da Silva a su gabinete y se difundiera la ya referida conversación telefónica. De acuerdo con Alberto Armendariz, “las protestas se expandieron rápidamente y una hora antes de la medianoche ya había manifestaciones en las principales ciudades del país”. El periodista cierra su nota indicando que, para el momento, había protestas en 20 de los 27 estados de Brasil.

La versión digital de la revista Veja, en el marco de su cobertura minuto a minuto durante la toma de posesión de Lula Da Silva, publicó el siguiente video donde se muestran manifestantes a favor y en contra.

6. ¿Quiénes están manifestando? Según un trabajo estadístico hecho por Datafolha, la unidad de investigación del Grupo Folha da Manhã, las 500 mil personas congregadas en la Avenida Paulista el 13 de marzo constituyen la mayor concentración política registrada, en comparación con las 210 mil personas que protestaron en marzo del año 2015, aunque acotan que el perfil del manifestante no sufrió cambios demográficos.

Sobre la base de entrevistas hechas a los asistentes, calcularon la composición demográfica. Y la conclusión es que la manifestación estaba mayoritariamente compuesta por hombres (57%), que la edad promedio fue de 45,5 años y el 77% de los asistentes tenía escolaridad superior. Con relación al color de piel, Datafolha afirma que el 75% de los manifestantes eran blancos, en contraposición a la composición de la ciudad, que calcula un 48% de habitantes bajo la categoría blancos, 33% en pardos, 14% en negros y 5% en otros.

Agregan que el 82% de los asistentes eran parte de la población económicamente activa y que 3 de cada 10 provenían del sur de São Paulo, frente a un 13% del oeste, un 12% del este, un 12% del centro y 8% que provenían del norte de la ciudad. Con respecto al poder adquisitivo, calcularon que 37% aseguraba ganar más de 10 salarios mínimos y 26% ganaba entre 5 y 10 salarios mínimos. En relación a la filiación política, el 68% afirmó no tener partido preferido, aunque del porcentaje restante el PSDB fue el más nombrado con 21%. Si desea ver más datos y revisar la metodología utilizada, puede visitar el estudio íntegro haciendo click acá.

#MonitorProDaVinci 

Comentarios (1)

Rodrigo J. Mendoza
17 de marzo, 2016

El nombramiento a un cargo para beneficiar al designado con un estatus judicial distinto al que le correspondería, es un acto viciado por desviación de poder. Hay una investigación en curso contra un político que no ocupa para el momento un cargo público. El nombramiento procura crear un impedimento jurídico a los procedimientos legales de investigación. No hay hechos anteriores a los actos policiales que acrediten la existencia del propósito de designar a Luis Da Silva en dicho cargo, por lo que la finalidad obstructiva de la designación queda en evidencia. Al actuar de la suerte, Dilma Roussef precipita la crisis institucional, porque involucra a la Presidencia de la República en un acto ilegal motivado por razones personales y partidistas. Queda flotando en el aire la duda de si se trata de razones de lealtad o de complicidad. La respuesta provendrá de la investigación sobre la colusión entre Odebrecht y Petrobras.

Envíenos su comentario

Política de comentarios

Usted es el único responsable del comentario que realice en esta página. No se permitirán comentarios que contengan ofensas, insultos, ataques a terceros, lenguaje inapropiado o con contenido discriminatorio. Tampoco se permitirán comentarios que no estén relacionados con el tema del artículo. La intención de Prodavinci es promover el diálogo constructivo.