Actualidad

Dos veces Ulrich Tukur, por Jacqueline Goldberg

Por Jacqueline Goldberg | 4 de Noviembre, 2011
0

Por mera casualidad Ulrich Tukur, actor, cantante y escritor alemán (nacido en Viernheim  en 1957) es protagonista de dos películas presentes en el V Festival Internacional de Cine Judío de Caracas, que arranca hoy en Cines Paseo de Trasnocho Cultural y en Cinex Centro Plaza, organizado por el Centro Social Cultural y Deportivo Hebraica.

Por una parte, está en Cabaret Berlín: la escena salvaje de la directora francesa Fabienne Rousso-Lenoir. Su voz en off actúa como suerte de maestro de ceremonias presentando un excepcional collage de documentos sobre la República de Weimar, entre el fin de la Primera Guerra Mundial y la llegada de los nazis al poder (1919 -1933). También Tukur está en El final de Eichmann: Amor, traición, muerte, donde hace el papel de Willem Sassen, ex miembro de la SS y periodista que por años entrevistó al temible Eichmann durante su estancia en Argentina.

A Ulrich Tukur lo recordamos muy bien por su magnífica actuación en La vida de los otros, ganadora del Oscar en el 2007 como Mejor película extranjera y en la que hizo de un teniente de la Stasi falto de escrúpulos. Entre sus vasta filmografía resaltan otras dos películas de éxito internacional: La cinta blanca, nominada al Oscar, donde encarnó a un hacendado que parece displicente, pero que en realidad es autoritario; y John Rabe, donde actúa como un miembro del partido nacionalsocialista, que entre  1937 y 1938 salvó la vida a 250.000 personas en China. Los personajes en los que destaca Tukur suelen ser históricos. “Hay personas, como Ulrich Tukur, que irradian anacronismo con el mayor de los encantos”, ha señalado la crítica Janet Schayan en Magazine-Deutschland.

En este 2011, Tukur ganó la Cámara de Oro al mejor actor por su interpretación del inusual detective Murot en la serie televisiva “Tatort”. Él mismo participó en la redacción del guión para este papel, aportándole una profundidad que eleva una serie policíaca a teatro de salón.

“Le interesa sobre todo el periodo entre el final de la I Guerra Mundial y 1933, la ‘celebración de la vida antes del hundimiento’. En su primer libro ‘Die Seerose im Speisesaal’, Tukur describe el ser actor como un ‘viaje por la vida de personas fallecidas’. Y Tukur, el mimo inescrutable, es un narrador sorprendentemente virtuoso. Simplemente le gustan las buenas historias. Algo que empieza con su nombre, que viene a ser una verbalización del francés ‘tout cour’ –su nombre verdadero es Scheurlen, un apellido bastante impronunciable– y que se manifiesta también en los escarceos anecdóticos que hace en casi cada entrevista. Pero sus narraciones no tienen un carácter prosaico. En sus historias, Tukur da brillo a la realidad, la estiliza con un halo romántico. Qué bien que una editorial haya convencido a este hombre tan ocupado de que pruebe con la escritura”, acota Schayan,

Schayan cuenta que el hecho de ser un multitalento ha impulsado la carrera de Tukur en más de una ocasión: “Ya fue así en el caso de Zadek, para el que en un principio tocó el acordeón. Y el papel junto a George Clooney en la película “Solaris” de Steven Soderbergh, lo consiguió gracias a su inusual maqueta (demo): Tukur cantaba un texto para un casting a modo de tango y otro lo leía a un perro que lo escuchaba con interés. Tukur consiguió el papel. Por tener un perro con tanto talento, fue el argumento dado por Hollywood. Una buena historia. No obstante, la vida en mundos artísticos paralelos también le ha arruinado al menos un éxito: Quentin Tarantino le había prometido el papel del esbirro de las SS Landa en ‘Inglourious Basterds’, que acabaría recibiendo numerosos premios. Hubiera sido justamente la especialidad de Tukur, puesto que se trataba de interpretar a un “malo” carismático. Pero Tukur estaba de gira con los ‘Rhythmus Boys’ justo durante el periodo de rodaje. Así que Tarantino le dio el papel a Christoph Waltz y éste ganó el Oscar. Eso sí, ésta es una buena historia más para Tukur”.

***

Para no perder dato:

http://festivaldecinejudiocaracas.com/

@CineJudioCcs

Facebook: Festival Internacional de Cine Judío de Caracas

 

 

Jacqueline Goldberg 

Envíenos su comentario

Política de comentarios

Usted es el único responsable del comentario que realice en esta página. No se permitirán comentarios que contengan ofensas, insultos, ataques a terceros, lenguaje inapropiado o con contenido discriminatorio. Tampoco se permitirán comentarios que no estén relacionados con el tema del artículo. La intención de Prodavinci es promover el diálogo constructivo.