Paso por allá

UU toma forma en la periferia

Por Prodavinci | 27 de Junio, 2009

Paso por allá

sembrar2Por Hector Fuenmayor

La fachada de “UU toma forma” en la red es un rectángulo de grama en la que una intencional indiferencia en su presentación prefigura las motivaciones del autor y a una vez al escenario en el que tendrá lugar la acción; una reiteración del tema de pasto, paja y grama por parte de quien presentara en décadas recientes obras como “Pasto Nada” y otras alteraciones del medio plástico local en los que, por decirlo así, la paja “tomo forma”.

El ámbito de la acción es la tierra, específicamente un jardín en la trinchera por antonomasia de la actividad plástica renuente a prestarse a la simbología oficial, el jardín de Periférico. En esta escena se barrunta un obsesivo accionar de significaciones que presentará el entierro de cuatro (tetra) “directores” del medio cultural quienes serán a una vez sembrados pues, echando mano del novísimo recurso de la ironía, el autor declara estar “Sembrando la Cultura”.

La demencial insistencia con que el autor regresa para mantenerse al margen y a la vez presente -pero sobretodo al margen- de la actividad desarrollada en museos, galerías y foros de arte en el país es la marca de agua en forma de afán crítico que este elusivo, inteligente y psiquiátrico personaje mantiene sobre la naturaleza de los motivos que animan nuestro medio cultural.

Movido por esta pulsión de marginalidad como crítica, elige ocultar su identidad, quizá desvanecerla, en una cortina de humo que ante nuestros ojos adquiere la forma de esta elusiva dupla de iniciales. Esta es la génesis de UU y la cantera etiológica de sus vehemencias y su cárcel. Libre de ataduras en el arte, mata para dar vida en esta epifanía de resurrección por el poder de la denominación.

Anhelo de vieja data este de transparentar el yo, UU se viste de conglomerado, de acción colectiva con diversos propósitos para mediante estos subterfugios diluir su paranoia en los actores -aquí directores- angustiándolos, haciéndolos quizá cuestionar su sometimiento. Las acciones de UU siempre han estado marcadas por un uso deliberado de la confusión, el ocultamiento, la manipulación, la crítica… una suerte de trômpe l´esprit en virtud del cual aspira a que su crítica lo redima de las imperfecciones del mundo; al menos en el arte, porque aquella otra, la de adentro hacia adentro nos elude a prácticamente todos.

No yo, UU siembra, y no gente, ellos tampoco son individualidades, son entidades que interactúan en una compleja red de intereses humanos. Por tanto son “La Cultura”, y no tal y cual quienes se distinguen por esta o aquella acción particular en este rico universo simbólico.

La acción originaria planteada al margen de un evento en la GAN al comienzo de los ochenta presenta a UU como sujeto del entierro. Alguien dijo entonces que en Venezuela para salir de abajo los artistas tenían que enterrarse pero para su generación ha implicado mucho más, y así en el tiempo la acción evoluciona para enterrar a terceros.

Advertidos de sus pulsiones críticas podemos suponer un fondo menos místico que el aludido y ante la evidencia del entierro de cuatro actores entre quienes no se encuentran artistas en función, antes bien tres galeristas y un curador, podría aventurarse una lectura de redención del inconveniente, para él, oficio de vender arte, o interpretarlo. Al curador bien quietecito ahí, no vaya a correr el velo de la confusión, que a los otros ya sabemos.

Para resumir y no ahondar más en una nota que sólo aspira atisbar la superficie podemos concluir que en este escurridizo e incómodo personaje tenemos la última edición del extranjero ilustrado que al buscar cobijo en las selvas tropicales nos divierte y esclarece con sus peculiaridades. Ultima edición digo al recordar gente como Ferdinandov, Leufert, Gego, Richter… y tantos otros.

Celebramos entonces el sometimiento de los “Directores” y la osadía de Periférico, que no es de extrañar que al él deba su nombre, por dar espacio a la locura, una que seguro quedará impresa en nuestra memoria, para enriquecer su perfil; porque aquello de somos una generación olvidada tiene mucho que ver con ser políticamente incorrectos, y en ello UU es puntero.

Prodavinci 

Envíenos su comentario

Política de comentarios

Usted es el único responsable del comentario que realice en esta página. No se permitirán comentarios que contengan ofensas, insultos, ataques a terceros, lenguaje inapropiado o con contenido discriminatorio. Tampoco se permitirán comentarios que no estén relacionados con el tema del artículo. La intención de Prodavinci es promover el diálogo constructivo.